Prueba: Jetour Dashing Travel 1.6T 350T GDI DCT

viernes, 21 de julio de 2023



Probamos al Jetour Dashing, el primer SUV compacto de la firma de origen chino.

Evaluamos al primer SUV compacto de Jetour, el Dashing. A continuación el análisis de este producto de origen chino en su variante tope de gama, denominada Travel. Cuenta con una mecánica 1.6 turbo de 197 cv de potencia y transmisión automática secuencial de doble embrague DCT y con siete relaciones.

En algo menos de 2 años la gama de la firma china Jetour creció de uno a cuatro modelos. Y no solo eso, también se consolidó como la tercera marca de ese origen en el ranking de venta de pasajeros al cierre de 2022. En 2020 Autoblog pudo probar al primer exponente de esta familia de SUVs con el X70 (ver prueba), seguido por los X95 (ver prueba) y X70 Plus (ver prueba). Pero el que hoy nos convoca es su lanzamiento más reciente, el Dashing.

Se trata del primer SUV compacto de la firma perteneciente al grupo Chery Holding Co. El Dashing se denomina por el código F16 y fue presentado en el Salón de Shanghái de 2021 (ver nota). Su otra particularidad es que es el primer vehículo que se basa en la nueva arquitectura modular denominada "Kunlun".

Ahora llega a nuestro importado desde la planta china de AnhuiWuhu en dos variantes de equipamiento (Young y Travel) junto a dos impulsores: un 1.5 turboalimentado de 156 cv y 230 Nm, asociado a una transmisión automática secuencial DCT de doble embrague y seis relaciones o un un 1.6 turboalimentado de 197 cv y 290 Nm, acoplado a una transmisión automática secuencial DCT de doble embrague y siete relaciones. La tracción es delantera en ambos casos.

Se comercializa a U$S 37.990 en la versión entrada de gama y U$S 43.990 en el caso de la tope. ¿Contra quiénes va en este caso? El Dashing se posiciona como la opción de Jetour en un segmento plagado de opciones, orígenes y marcas, que dicho sea de paso, Autoblog ya los probó a todos: Changan CS55 Plus (ver prueba), Changan UNI-T (ver prueba), Chery Tiggo 7 Pro (ver prueba), Geely Azkarra (ver prueba), Haval H6 (ver prueba), Jeep Compass (ver prueba), Mazda CX-30 (ver prueba), Peugeot 3008 (ver prueba), Renault Arkana (ver prueba), Seat Ateca (ver prueba), Toyota Corolla Cross (ver prueba) o Volkswagen Taos (ver prueba). Ahora llegó el turno de evaluar al Dashing en detalle en versión Travel.

Exterior

Si hay algo que caracteriza al Dashing es su diseño exterior. Es llamativo, extraño y mucho más jugado que otros modelos de Jetour, como los mencionados más arriba. El cambio es bastante radical, a tal punto que no parece un producto de esta firma. Durante los días de prueba en varias ocasiones se me acercaron a sacar fotos, preguntar qué marca era o dar un pulgar de aprobación al estilo de este SUV o crossover, como mejor gusten llamarle. En lo personal, creo que es lo primero más que lo segundo.

En el sector delantero aparece una gran parrilla, por no decir que es todo parrilla. Después hay gente llorando por los rincones más oscuros de Internet por los riñones de BMW tamaño XL o la trompa de los nuevos Lexus. Jetour no quiso quedarse afuera de esa tendencia y le dio al Dashing un frontal muy llamativo, adoptando un lenguaje de diseño de nueva generación, que según la marca se denomina como "armadura mecánica futurista" tomando inspiración en el mundo de la ciencia ficción.

En lo personal creo que en realidad toma algunos elementos de otros SUVs como el Lamborghini Urus (ver lanzamiento) en el frontal, así como el actual Hyundai Tucson en su lateral, imitando hasta ese borde cromado por encima de la superficie vidriada. Pero más allá de los "parecidos razonables" a los que todos suelen jugar con las marcas como Jetour, hay que reconocer que el Dashing luce distinto a los otros modelos de la marca y también a muchos de sus rivales, que apelan a un estilo más conservador y clásico.

Una tendencia que sigue este SUV es la de dividir las luces diurnas (arriba) y las ópticas principales abajo, que van camufladas en un aplique de color carrocería, que junto con el frontal, le da un aire a ese SUV italiano con genética Audi que mencioné antes. Ya que menciono a los grupos ópticos, en esta variante Travel, son full LED y suman altas automáticas en carretera (HMA), de excelente poder lumínico durante las noches, así como también tienen luces con función de curva. En la parte central e inferior de la parrilla va el radar del sistema ACC (control de crucero adaptativo), del que hablaré más adelante en el análisis.

Pasando al lateral hay que hablar de las llantas y neumáticos. La variante Travel lleva unas de aleación de 20 pulgadas sobre neumáticos Giti GitiComfort F50 Advanztech en medida 255/45 R20. Quedan grandes y son también. Pero no comprometen tanto el confort de marchas como veremos más adelante. Otro detalle del perfil del Dashing son los tiradores de puertas, que de nuevo, siguen tendencias vistas en otros modelos. Por ejemplo, son eléctricos y quedan al ras de la carrocería cuando está cerrado. Mientras que también se los puede abrir manualmente si deseamos, configurándolo desde el sistema multimedia.

Cerrando con el sector trasero el pilar C es bastante grueso por dentro aunque por fuera lo disimule con mucha elegancia. Por tal motivo la visibilidad hacia atrás y los ¾ posteriores está comprometida. Se soluciona con las cámaras 540° (luego explico por qué ese número) que tiene igual, pero en los cruces de calles, es bastante complicado ver hacia atrás. Pero en términos de diseño y para ir dándole cierre a este apartado, me gusta cada vez más el estilo de Dashing. Pasando a las dimensiones, mide 4.590 mm de largo, 1.900 mm de ancho y 1.686 milímetros de alto. La distancia entre ejes es de 2.720 milímetros.

Interior

Si por fuera el Dashing te llamó la atención, por dentro creo que redobla la apuesta. Es un interior como ningún otro en este segmento, porque adopta un concepto de habitáculo muy a lo Tesla. Incluso me recordó bastante a cuando evalué al Model 3 (ver prueba), porque concentra casi todas las funciones del vehículo en una gigante pantalla central, dejando casi todos los mandos físicos fuera de la conversación. Es una decisión arriesgada, aunque se ciñe a las tendencias actuales del mercado. Sí, todo culpa de Elon Musk y sus caprichos de millonario excéntrico que pretende reinventar la circunferencia de la rueda.

Pero comencemos por la posición de manejo, que de la pantalla ya habrá tiempo de hablar. Es similar a la vista en otros modelos del segmento, es decir, bastante alta. En el Dashing el volante -achatado arriba y abajo- se regula en altura y profundidad (no trae levas de cambio integradas), mientras que la butaca del conductor se ajusta con seis regulaciones eléctricas (con ajuste lumbar y diez memorias asociadas a los retrovisores también), quedando muy elevada incluso en su nivel más bajo, algo normal en varios modelos de este tipo. 

El asiento es más ancho que en otros modelos de este origen y permite apoyar un poco mejor los muslos, aunque igual no es suficiente porque el asiento es algo corto. Un mal endémico entre los productos de este origen. Sin embargo y más allá de esto, se logra una postura bastante cómoda en términos generales. Entre las amenidades, de serie en ambas versiones hay calefacción y ventilación para los asientos delanteros, así como en el caso del pasajero, cuenta con ajustes eléctricos en cuatro vías, careciendo de regulación en altura o lumbar, que ya por el precio bien podría ofrecerlos.

Algo curioso es que la versión Young cuenta con un selector de cambios en la consola central. De los auto-centrantes, pero convencional. En tanto que este nivel Travel, pasa a llevar el mando en un brazo atrás del volante, al mejor estilo Mercedes-Benz. Al igual que pasa en los modelos de esa marca, acá se torna muy fácil acostumbrarse a su uso. Pero resulta extraño que una marca generalista de origen chino se haya embarcado en la tarea de hacer dos interiores distintos para cada versión. Esto también repercute en que la variante evaluada, tenga otra disposición interior, aunque las mismas funciones que la Young, con cuatro conexiones USB (3 USB-A y un USB-C de 60W, nada menos) más un cargador por inducción.

El instrumental, sin embargo, es idéntico para las dos versiones. Se trata de un instrumental digital TFT con pantalla de 12,3 pulgadas bastante simple en su diseño y sin ninguna clase de personalización posible. Es más, hasta diría que es testimonial al uso considerando la cantidad de funciones que se trasladaron a la pantalla central del Dashing. Permite ver algunas funciones básicas de tacómetro, velocímetro y medidores de temperatura o combustible, junto a testigos luminosos variados. Pero no mucha más info.

Es que todo va concentrado como dije más arriba en una enorme pantalla multimedia con un software denominado Tinnove. En la versión Young es de 12,8 pulgadas, mientras que en esta Travel crece hasta unas enormes 15,6. Sin embargo, cuentan casi con las mismas funciones básicas: AM/FM/Bluetooth/CarbitLink/GPS. Es rapidísima en cuanto a la interfaz (lleva un procesador Qualcomm Snapdragon SA6155P, para los más geeks), pero lleva un par de días encontrar la infinidad de funciones que tiene. Algo insólito es que ambas carezcan de Android Auto o Apple CarPlay. En su lugar utiliza un aplicativo llamado EasyConnect que habilita algunas funciones de música (Spotify) y mapas (Google Maps, no Waze), que no es lo mejor (obliga a usar una app llamada CarbitLink para Android e iOS).

Lo ideal sería que tuviera la tecnología clásica como sus rivales. Porque tiene un problema grave: para que funcione en la pantalla, hay que dejar la del smartphone desbloqueada. Sino, no hace el espejamiento. Es muy frustrante, merece un upgrade casi que urgente. Más allá de esto, cuenta con GPS de Petal Maps, que es la interfaz de Huawei. Si le pasamos datos a través de nuestro celular, navega perfecto con el mapeo de nuestro país. Y tiene funciones inéditas pero prácticas, como un mando para abrir o cerrar todas las ventanillas al mismo tiempo (también puede hacerse esto con el techo solar panorámico). E incluso funciona mediante comandos vocales (con teclas dedicadas para esto en cada puerta), teniendo más de 200 comandos aprendidos en inglés (pronto los tendrá en español también).

Sin embargo, quiero repasar otras dos bastante curiosas. La primera es que los mandos de luces en esta versión Travel pasan a estar en la propia pantalla, al igual que los de los espejos retrovisores exteriores o la función "Auto Hold" del freno de estacionamiento. Incluso para ajustar los espejos hay que valerse de las teclas y rueditas del volante, igual que sucede en los modelos de Tesla. No es lo más intuitivo ni práctico, pero si querés algo más normal, tendrás que ir por la versión Young, que los tienen en ubicaciones más tradicionales y lógicas. Prefiero esto a lo más moderno y que lleva una curva de aprendizaje mayor.

Lo siguiente es que en la versión Travel cuenta con la posibilidad de personalizarle diferentes melodías de apertura y cierre del vehículo. Y tienen nombres un tanto extraños como "Año Alegría", "Música Baile Libre", "Movimiento Ligero y Flexible" o "Visión Momentánea". Se pueden apagar, para aquellos que no disfruten de que se escuche una tonada con cada apertura o cierre. Si las quieren escuchar completas, pueden ir a oírlas aquí y de paso dejarle un like y un follow a la genial cuenta de atrolomotor.

Por último, porque quiero dejar de hablar de pantallas (no es "Pantallablog" aún), retomo lo de las cámaras de 540° que mencioné más arriba. Jetour denomina así a la visión panorámica 360° 3D con una imagen proyectada del vehículo en la pantalla, sumado a una de 180° pero en dos dimensiones. Si saben sumar, entenderán que 540° es la combinación de ambos sistemas. Son muy prácticas y sumadas a los sensores de estacionamiento delanteros y traseros es casi imposible rayar una llanta o pegarle a algo. Funcionan bien.

Ya promediando el apartado interior, hablemos de calidad de materiales y fabricación. Los modelos previos de Jetour estaban bien en este sentido, aunque aparecían aún algunas piezas con poco refinamiento en las zonas menos visibles. En el caso del Dashing se soluciona todo para bien. Porque aunque hay algunos plásticos duros mejorables (como los brazos posteriores del volante para cristales, selector de marchas o luces), en varias zonas utiliza unos de inyectado blando muy agradables al tacto, así como también se ven combinaciones entre texturas de tapizados y apliques. Incluso hay detalles curiosos como unas tiras decorativas de falso cuero en las puertas con un imán, un aplique en una especie de gamuza textuirizada muy agradable, o un display en cada puerta delantera para ver la temperatura exterior y la calidad del aire, algo muy chino dada la polución ambiental que padecen allí.

Aunque el climatizador va dentro de la pantalla, como ya pudieron ver en las imágenes, se lo puede comandar mediante los mandos vocales ya mencionados o también con las teclas y ruedita izquierda del volante. No es lo más práctico, pero dentro de todas las soluciones poco convencionales que tiene este Dashing, es al que más fácil logré acostumbrarme. Algo que nunca pude llegar a adoptar es el formato que tiene la llave. Parece un Tamagochi y no se le puede poner un llavero tampoco. Es muy extraña la forma. Pero más allá de todas estas particularidades (o quirks), este Jetour también es un SUV compacto al uso.


Por eso hablemos de habitabilidad un poco y no tanto de la dichosa pantalla. Pasando a las plazas traseras, cuenta con una habitabilidad bastante generosa para dos adultos, aunque tiene un piso alto y los muslos no quedan tan bien apoyados. Aquellos que viajen en las plazas laterales no tendrán problemas a lo largo, mientras que a lo alto irán más ajustados solo aquellos que pasen con holgura el 1,85 m de alto, porque hasta esa talla se viaja cómodo. El ancho también es generoso en los dos asientos laterales.

La plaza central está más pensada para viajes cortos. Pero pese a ser la más escasa de espacio, no por ello es incómoda. Porque a diferencia de algunos rivales, no cuenta con un falso túnel central que robe algo de lugar para las piernas. El respaldo es igual de blando que en las laterales, por lo que en un adulto de hasta 1,85 m de alto podría ir en un trayecto breve con bastante confort. Es de los más habitables del segmento y por un buen margen, diría. Cerrando con las comodidades, tiene una entrada USB-A atrás (una más no vendría mal), salidas de aire acondicionado, el respaldo permite reclinarse un par de grados y además cuenta con un gran techo solar panorámico y doble que se abre incluso más allá de la mitad. Aprueba bien.


Creando el apartado del interior, hablemos del baúl. Es de los más amplios del segmento, con 486 litros de capacidad. Son ampliables rebatiendo los respaldos traseros en 60:40, hasta una cota lógica de 977 litros. El piso de cargas está muy elevado, lo que facilita las cosas a la hora de poner ahí objetos pesados. Pero también cuenta con un doble fondo, permitiendo modular objetos allí.

También ofrece la apertura/cierre eléctrico del portón trasero, pero sin el sistema de apertura sin manos, es decir, pasando el pie por debajo del paragolpes. No es un detalle tan importante, pero ya que estamos en tren de pedir, sería interesante que agregara ese feature. El auxilio, por su parte, es del tipo temporario (marca Westlake en medida de "galleta": T125/80 D17), que no es lo ideal para nuestras calles y rutas. Algo curioso, es que viene en una bolsa enorme tipo Ziploc con cierre plástico que puede servir para guardar el neumático pinchado y sucio en el baúl, sin manchar la alfombra de cargas. Buena idea, Jetour.


Motor y transmisión

A nivel mecánico la variante Young lleva al impulsor Kunpeng 1.5TCI, similar al utilizado por sus hermanos mayores, los X70 y X70 Plus, aunque con otras cifras de par y potencia. Tiene una cilindrada de 1.498 cc, 16 válvulas, cuatro cilindros, turbocompresor, inyección multipunto, doble árbol de levas a la cabeza, y doble distribución variable DVVT. Produce 156 cv de potencia a las 5.500 vueltas. El par máximo, en tanto, es de 230 Nm disponibles entre las 1.750 y 4.000 vueltas. La transmisión es una automática doble embrague DCT, con seis relaciones, denominada internamente como 6DCT260.

El nivel tope de gama, en tanto, lleva al impulsor SQRE4T15C 1.6TGDI, similar al utilizado por el X90 Plus (ver lanzamiento). Tiene una cilindrada de 1.598 cc, 16 válvulas, cuatro cilindros, turbocompresor, inyección directa (TGDI), doble árbol de levas a la cabeza, y doble distribución variable DVVT. Produce 197 cv de potencia a las 5.500 vueltas. El par máximo, en tanto, es de 290 Nm disponibles entre las 2.000 y 4.000 vueltas. La transmisión es una automática doble embrague DCT, con siete relaciones. En China existe una variante híbrida enchufable que lleva un motor turbo de 1.5 litros más un eléctrico, produciendo en conjunto 326 cv de potencia y un par máximo de 565 Nm y por ahora, no tendremos en Uruguay. 


Debo reconocer que fue el apartado mecánico (junto al dinámico, como verán más adelante) uno de los elementos que más me sorprendieron del Dashing. Este 1.6 se destaca en su insonorización, suavidad, respuesta respecto a otros cuatro cilindros de este segmento. Pero además, con 197 cv y 290 Nm, también es de los más ágiles y potentes que hay en este segmento. De respuesta bastante correcta y contundente por encima de las 2.500 rpm, este propulsor deja un buen sabor de boca. La transmisión es una automática secuencial de doble embrague y siete relaciones, denominada DCT (DF727A por el código interno de Jetour), que tiene luces y sombras en su uso.

Entre las primeras destaco la suavidad y rapidez del paso de marchas. Pero tiene el mismo acople torpe del embrague a bajas velocidades que pude experimentar en otros SUVs de este origen, por ejemplo en maniobras de estacionamiento, manifestando algunos cabeceos no muy agradables. Pero en general funciona bien. Carece de levas al volante, pero busca compensarlo con modos de manejo Eco, Normal y Sport que cambian apenas las reacciones del conjunto. A su vez, existe algo de demora en la respuesta entre que pisamos el acelerador y el accionar de la caja. No es mucha, pero ahí está presente y se nota.


Tampoco es de las más refinadas de las DCTs, porque a veces suele "marearse" buscando el cambio ideal cuando la queremos apurar en un adelantamiento o recuperación de velocidad. Sin embargo, la parte más mejorable es la programación que tiene a la hora de activar la función "Auto Hold" del freno de estacionamiento electro-mecánico. Es un problema recurrente de los modelos del Grupo Chery y Jetour, al formar parte de esta empresa, no escapa a este inconveniente, siendo lo único muy mejorable del modelo.

En primera instancia frena de golpe incluso cuando queremos circular a muy baja velocidad, como cuando estás buscando un espacio para estacionar. Muy molesto. Pero peor es lo que sucede en los semáforos, reteniendo el freno hasta casi las 2.000 rpm y soltándolo de golpe cuando pisamos el acelerador. Merece un ajuste de software urgente o utilizar el modo de conducción Eco, que suaviza bastante todo este incordio. En Normal y en especial, si utilizamos Sport, es insoportable. No hay forma delicada de decirlo.


Algo que no quería pasar por alto de la transmisión es que carece de un modo manual o secuencial de uso. No tiene levas, como ya lo comenté, pero tampoco permite hacerlo desde el brazo selector. Lo que sí deja es activar el control de velocidad crucero adaptativo, de nuevo, al mejor estilo Tesla. Al darle un segundo toque hacia abajo de la posición "D", de forma automática enciende esa asistencia a la conducción. Más adelante en el apartado de seguridad ampliaré sus funcionamientos y usos en mayor detalle.

Pasando a las cifras y prestaciones, Jetour declara una velocidad final de 180 km/h, pero no hay cifras de consumo mixto o cifras de aceleración de 0 a 100 km/h. En los registros de prueba, por su parte obtuve 7,8 litros cada 100 km en ciudad, 6,7 l/100 km en ruta, y 7,2 litros cada 100 kilómetros en el ciclo mixto, es decir, bastante lógicos y similares a los de otros SUVs de este segmento y potencia equivalente. El depósito de combustible lleva 57 litros, mientras que fábrica declara un peso en vacío de 1.580 kg.


Comportamiento dinámico

Si bien me gusta investigar cada auto que pruebo, con Dashing era arrancar la prueba con una "hoja en blanco". Aunque el motor y la transmisión son iguales a los de otros modelos de Jetour, el chasis es todo nuevo y como dije al comienzo, es el primer modelo en estrenar la plataforma modular Kunlun del Grupo Chery. Entonces desde el punto de vista dinámico el ejercicio era descubrir qué tan buena (o no) es, dado que el resto de los productos de Jetour (X70, X70 Plus y X90 Plus) usan la misma base (plataforma T1X).

Y la sorpresa fue buena. Porque se caracteriza por cumplir con los mismos patrones que la clientela de estos crossovers/SUVs compactos buscan. Es decir, un buen equilibrio entre dinámica y confort. Y si consideramos que tiene neumáticos de rodado 20, igual logra esto de forma muy correcta, aunque los cortes de calzada muy marcados se llegan a notar. Más allá de esto, en la ciudad es un producto cómodo de utilizar gracias al confort de las suspensiones, la buena asistencia de la dirección y un despeje que si bien no es de los más generosos (160 mm), jamás tocó en pozos o badenes durante los días de evaluación.


Pasando a la mecánica el 1.6T 350T GDI es perfecto en este ámbito, en especial por su agilidad y elasticidad. La caja también ayuda en este sentido con marchas bien relacionadas que saben jugar bien con los 197 cv del impulsor y sacarles lo mejor de sí, aunque no con la rapidez de otras DCT, por lo ya mencionado en el apartado anterior de la prueba. Más allá de esto, es un conjunto que se logra desenvolver con mucho mérito, agilidad y suavidad en el uso doméstico, digamos.

La combinación de un motor y caja, hacen que el Dashing se defienda bien en el tránsito, con respuestas inmediatas de la mecánica cuando se las reclama, pero también con un andar bastante relajado, pudiendo circular a unos 70 km/h con la caja en D (sin poder saber en qué marcha) y el 1.6 trabajando a muy bajas vueltas, 2.100 para ser preciso en modo Sport o a 1.900 y 1.500 rpm a igual velocidad en los modos Normal y Eco, respectivamente.


La dirección hace de las maniobras de estacionamiento un mero trámite sumado a las dimensiones compactas de la carrocería. A bajas velocidades es tan artificial como otras direcciones electro-asistidas de este segmento, aunque en este Jetour parece menos anestesiada que en rivales. Permite tres ajustes en relación a la asistencia entre Cómodo, Estándar o Deportivo, aunque casi que no hay diferencia entre ellos. Algo mejorable es el diámetro de giro mínimo de 12 metros, que obliga a hacer una maniobra extra en cada cambio de frente respecto a otros competidores del segmento.

Al salir a la ruta nos encontramos con un comportamiento muy correcto para un producto de corte familiar aunque más ágil que otros rivales de segmento. Se lo nota estable en las rectas veloces, mientras que en las curvas pronunciadas se inclina bastante sobre el tren delantero, pero siempre transmitiendo reacciones francas que en caso de excederse un poco más allá de ellas. Es una carrocería pesada y esto es más notorio cuando se produce una transferencia de masas de forma repentina, esquivando algo que se nos cruce de imprevisto, por ejemplo. Presenta un comportamiento muy neutro y predecible en términos generales.


En términos mecánicos, en donde el impulsor se siente más a gusto es en la ruta, donde sigue sacando buenas notas. Los adelantamientos son correctos y lógicos, tardando para ir de 80 a 110 km/h (bajando de D7 a D3, calculo porque el tablero no indica los cambios) en unos nada despreciables 6,10 segundos. La insonorización eólica es muy buena y si vamos a las cifras queda en 66 decibeles que es un número bastante lógico y aprueba con buena nota.

Y lo otro es lo que remarqué más arriba de la velocidad de la transmisión, se siente en la ruta con algunas demoras en la respuesta. Acá es donde el motor compensa este bache de la caja rellenándolo con cifras de potencia y par muy saludables. Tal es así que a 110 km/h el 1.6 turbo trabaja con la caja conectada en D7 (supongámosle) a 2.100 vueltas (mismo régimen en los modos Normal y Eco) o 2.400 rpm (modo Sport). En términos generales es un buen conjunto mecánico, con una caja que podría ser más veloz, aunque aprueba muy bien en suavidad de marchas y pensando también en el uso de este tipo de clientes.

Por último, en términos de comportamiento fuera del asfalto, por ser un SUV y muchos querrán usarlo en caminos de tierra, el Dashing soporta sin quejarse un camino secundario en mal estado, aunque los neumáticos de 20 pulgadas no son aptos para meterse en nada muy extremo, dado que están pensados para el asfalto más que para alejarse de él y solo tendremos tracción delantera (no hay Dashing con tracción integral por el momento ni tampoco lo habrá en el futuro inmediato). Según Jetour, el despeje al suelo es de 160 mm, mientras que los ángulos de ataque y salida son de 19,0° y 22,0°, respectivamente.


Equipamiento

El Dashing Young ya cuenta de serie con una dotación más que interesante y completa. Ofrece: pack eléctrico (cuatro levantavidrios, espejos, y bloqueo), faro antiniebla trasero, respaldo trasero rebatible y reclinable 60:40, instrumental digital TFT con pantalla de 12,3 pulgadas, pantalla multimedia táctil de 12,8 pulgadas con AM/FM/3 USB-A/1 USB-C/Bluetooth/CarbitLink/GPS, ópticas delanteras LED con luces diurnas, ópticas traseras LED, encendido automático de luces, sensor de lluvia, seis parlantes, interfaz de cristales para apertura/cierre a distancia, cristales posteriores oscurecidos, faros antiniebla delanteros (con luz de curva), espejos retrovisores con plegado eléctrico y función “tilt down”, modos de manejo Eco y Sport, dirección eléctrica, freno de estacionamiento electro-mecánico (EPB) con función Auto Hold, sensor de lluvia, techo solar eléctrico y panorámico, volante multifunción en cuero regulable en altura y profundidad, cámara de retroceso y cámaras 3D de 540º, con grabación de historial de conducción en cámara delantera, control de velocidad crucero, tapizados en eco-cuero, llave inteligente (Smart Key), encendido/apagado por botón, encendido/apagado a distancia, conexiones USB-A para las plazas traseras (1), climatizador automático de dos zonas con filtro de aire CN95 y salidas de aire independientes para las plazas traseras, asiento del conductor con regulación eléctrica de seis vías (con ajuste lumbar), asiento del pasajero con regulación eléctrica en cuatro vías, asientos delanteros ventilados y calefaccionados, sensores de estacionamiento traseros, cargador inalámbrico para smartphones (iQ), iluminación ambiental multicolor, paquete estético exterior deportivo, consola central refrigerada y calefaccionada, portón trasero con apertura/cierre eléctricos, pedales en aluminio con tacos de goma, y llantas de aleación de 19 pulgadas sobre neumáticos en medida 235/55 R19.

La variante evaluada, denominada Travel, suma o reemplaza sobre el Young: sensores de estacionamiento delanteros y traseros, asiento del conductor con regulación eléctrica de seis vías (con ajuste lumbar) y diez memorias, sistema interactivo de posicionamiento del vehículo, pantalla multimedia táctil de 15,6 pulgadas con AM/FM/3 USB-A/1 USB-C/Bluetooth/CarbitLink/GPS, sistema de audio Sony con ocho parlantes, unidad de purificación de aire (PM2.5) con ionizador de aire, modos de conducción Eco, Normal y Sport, y llantas de aleación de 20 pulgadas sobre neumáticos en medida 255/45 R20.


El equipamiento está bien en general, cumpliendo con lo básico y hasta un poco más. Sin embargo, por el precio de esta variante podría ofrecer también regulación lumbar para el acompañante, espejo interior electrocrómico, compatibilidad con Android Auto y Apple CarPlay, regulación en altura para la butaca del acompañante o las levas al volante (no es un ítem que reclame, pero seguro a alguno de ustedes les harán falta). Más allá de esos faltantes, cumple con buena nota.

De toda la dotación destaco el equipo de audio Sony que trae este Dashing. Es poco común por el momento ver que marcas de origen chino utilizan sistemas tomados de marcas occidentales conocidas. En este caso, son ocho parlantes los que tiene, sin contar por ejemplo con un subwoofer ni ninguna tecnología de procesamiento especial. La calidad y definición de sonido es bastante buena, aunque no llega a los niveles de lo que podría ser un equipo de una marca premium como harman/kardon u otros. Pero cumple más que bien para este segmento. Bienvenidos estos equipos de audio en productos de este origen. Incluso en algunas versiones en otros mercados, trae parlantes incorporados en los apoyacabezas delanteros.


Seguridad

Vayamos con el equipamiento de seguridad del Dashing, que dicho sea de paso, es bastante bueno. Ofrece de serie en la versión Young: seis airbags, frenos ABS+EBD+EBA, controles de tracción (ASR) y estabilidad (ESC), anclajes ISOFIX y TopTether para sillas infantiles, monitoreo de presión de neumáticos (TPMS), control de descenso en pendientes (HDC), cinco apoyacabezas, cinco cinturones de tres puntas, sistema de monitoreo de punto ciego (BSD), y asistente de salida segura (DOW). El Travel evaluado suma en tanto: advertencia de salida de carril (LDW), asistencia de mantenimiento de carril (LKA), control de velocidad crucero adaptativo (ACC), alerta de colisión frontal (FCW), y encendido automático de luces altas en carretera (HMA).

Cabe destacar que si bien en las fichas figura que cuenta con sistema de frenado de emergencia (AEBS), la realidad es que las unidades de la versión Travel que llegaron a Uruguay, no cuentan con este elemento. Solo trabaja con una alerta de distancia y de colisión previa, pero no el frenado. Ojalá esto puedan solucionarlo en breves. El ACC o control de velocidad de crucero adaptativo, en este Dashing trabaja a velocidades entre 60 y 150 km/h, en conjunción con el alerta de colisión frontal (FCW), como suele pasar en estos casos que se utilizan las dos tecnologías. Además, el sistema permite el frenado a 0 km/h, retomando la velocidad programada solo pisando apenas el acelerador o con el mando del selector.


Siguiendo con el alerta de colisión frontal, el rango de velocidad de funcionamiento es de 4 a 53 km/h para el objetivo del vehículo estático y de 4 a 80 km/h para el objetivo del vehículo en movimiento; El rango de velocidad es 4 a 64 km/h para detectar peatones y ciclistas. Yendo con los asistentes de atasco de tráfico (TJA) y de crucero integrado (ICA), el primero se puede utilizar cuando la velocidad es inferior a 60 km/h.  Allí el vehículo se mantendrá cerca del centro del carril. Si no detecta una línea de carril, el vehículo sigue al vehículo delante como objetivo de conducción. Si no detecta la línea de carril ni el vehículo objetivo, TJA se apagará. Pasando al ICA, funciona a velocidades entre 60 km/h y 150 km/h, con un concepto de uso idéntico al TJA, pero para altas velocidades.

Terminando con las últimas tecnologías, el LKA o la asistencia de permanencia en el carril, entra en activación por encima de los 60 km/h, mientras que entre los 60 a 55 km/h, entra en modo de alerta. El advertencia de salida de carril (LDW), por su parte, se activa cuando la velocidad es igual o superior a los 65 km/h, mientras que al igual que el LKA, entre los 60 y 55 km/h, está en modo de pre-activación. El asistente de salida segura (DOW), por su parte, detecta vehículos que se acercan al momento de abrir una puerta, alertando con una señal sonora y luminosa. En términos generales es una dotación completísima, incluso superior a la de muchas marcas premium. Deberían tomar como ejemplo a Jetour. No es broma.


Precio, garantía y competidores

La gama local del Dashing está compuesta por dos versiones, como dije varias veces en el informe. La primera es la denominada Young, a un buen precio de U$S 37.990, mientras que la Travel, se va a U$S 43.990, en ambos casos con una garantía de 5 años o 150.000 kilómetros como el resto de los modelos de la marca. Jetour entra de lleno en un segmento donde hasta ahora no tuvo participación, aunque ya tiene una larga experiencia en SUVs, dado que tienen presencia en este segmento hace un par de años. 

Pero por otra parte, es la primera vez que tiene un producto igual de competente que los rivales, incorporando además uno de los motores más potentes del segmento, así como el agregado de asistencias de conducción inéditas para este rango de precios o un nivel de tecnología que los modelos de Jetour desconocían hasta ahora. Y dicho sea de paso, sin poner un valor que suene a un asalto. Hoy a U$S 43.990 no existe otro modelo de esta categoría que cumpla con la dotación de este SUV. Es de lo mejor que hay.


Con un segmento SUV-C que cada día se aproxima más a los U$S 50.000 como precio base, hoy este Dashing se mueve en la parte más "accesible" si podemos tomarnos esa licencia económica. La versión Travel compite contra todos estos modelos: Changan CS55 Plus 1.5 300T Luxury DCT (U$S 36.990), Changan CS55 Elite 1.5 300T Luxury DCT (U$S 39.990), Changan UNI-T 1.5 300T GDI Evolution DCT (U$S 38.490), Changan UNI-T 1.5 300T GDI Techno DCT (U$S 41.490), Chery Tiggo 7 Pro Luxury 1.5T CVT (U$S 34.990), Geely Azkarra GF 1.5 TD EMS G-Power DCT 4WD (U$S 38.990), Haval H6 High 2.0 GDIT 2WD 7DCT (U$S 42.990), Jeep Compass Sport 1.3 T270 AT6 FWD (U$S 44.490), Mazda CX-30 2.0 SKYACTIV-G 2WD Core A/T (U$S 41.990), Peugeot 3008 Active 1.2 PureTech 130 S&S EAT8 (U$S 43.990), Renault Arkana E-Tech Hybrid 1.3 TCe EDC (U$S 39.990), Seat Ateca 1.4 TSI Style Tiptronic (U$S 44.950), Toyota Corolla Cross Hybrid XEi 1.8 e-CVT (U$S 37.990), Toyota Corolla Cross Hybrid SE-G 1.8 e-CVT (U$S 42.990), Volkswagen Taos Comfortline 250 TSI 1.4 Automatic (U$S 39.990), y Volkswagen Taos Highline 250 TSI 1.4 Automatic (U$S 43.990).

Este SUV llega para probar que se puede tener una oferta equipada y a un precio lógico en una franja de mercado en donde este aspecto está muy (demasiado) disparado de control. Pero también cuenta con algunas tecnologías de asistencias a la conducción y una mecánica que es de las más potentes en esta franja de precio, sumando así a elevar la percepción general. Sin embargo, esos argumentos también los ofrecen varios de los productos establecidos más arriba como rivales. Jetour tiene un modelo más que competente para hacerse un lugar en esta categoría. Pero la pelea para conseguirlo, será bastante complicada por ser uno de los segmentos más competitivos del mercado y con jugadores de mucho peso.


Conclusión

Si bien por mis manos pasan más de 50 o 60 autos al año, pocas veces me sorprendo al estar haciendo este trabajo desde hace 13 años. Por eso las sorpresas son escasas y está bueno reconocerlas cuando aparecen. Este Jetour Dashing es una de las pruebas que más sorprendido me dejó en lo que va del 2023, siguiendo una tendencia bastante reciente. En el último año y medio comencé a ver que marcas de origen chino están alcanzando y hasta superando a su competencia más establecida con mucha holgura. 

Ejemplos sobran: Geely Coolray (ver prueba), Haval Jolion (ver prueba) o H6 (ver prueba), así como el CS55 Plus de Changan (ver prueba) son claros exponentes de que también se pueden traer SUVs compactos y sub-compactos de calidad con esta procedencia. BYD es otra marca que también está trillando ese camino desde hace rato. Jetour no estaba en ese grupo hasta ahora. Los X70, X70 Plus o X90 Plus/95 son SUVs similares en concepto y de una concepción algo más anticuada en todos los sentidos, más alineada con el desarrollo de toda la gama de productos Tiggo de Chery, sin ir mucho más lejos.


Por eso al subirse a lo último que tiene Jetour, como lo es este Dashing, uno no tarda en darse cuenta que el salto entre ambas generaciones es bestial. Más si consideramos el nivel de calidad, mecánica, fabricación y tecnologías que pueden verse en este producto. Es cierto, el gran grueso de clientes de este segmento se van a opciones conocidas y establecidas sin dudarlo, apalancados en los conceptos de valor de reventa, imagen de marca o posventa. Juegan a lo seguro, lo conocido. No se animan a probar lo nuevo.

Pero aquellos que decidan darle una chance a entrar por la puerta que Jetour está abriendo en esta franja de precios y segmento, les puedo asegurar que no se van a ir defraudados. Muchos se acercarán a este SUV por su diseño, pero resulta ser más que solo un estilo llamativo o gadgets más chinos que el Chow Fan con arrolladitos primavera. Porque tiene todo lo que se busca en un SUV compacto por este precio e incluso un poco más. Bajo los prejuicios de modelos anteriores que probé de Jetour podría decirse que "vine buscando cobre y encontré oro". Sin dudas, el Dashing es una de las gratas sorpresas de este año 2023.


A favor
  • Calidad de materiales y fabricación
  • Capacidad del baúl
  • Confort de marcha
  • Conjunto motor/transmisión
  • Comportamiento dinámico
  • Consumos en ruta
  • Diseño exterior e interior
  • Equipamientos de confort y seguridad
  • Garantía
  • Habitabilidad para cinco adultos
  • Tecnologías aplicadas a la conducción
  • Prestaciones
  • Relación precio/producto/equipamiento
En contra
  • Calibración del sistema "Auto Hold"
  • Carece de frenado autónomo de emergencia
  • Neumático de auxilio temporario
  • Visibilidad ¾ trasera reducida

FICHA TÉCNICA:

MOTORIZACIÓN
Cilindrada (cc) 1.598
Número de cilindros: 4
Número de válvulas: 16
Relación de compresión: 9,5:1
Diámetro x carrera (mm): 77,0 x 80,5
Inyección: directa multipunto con distribución variable DVVT
Potencia máxima (cv/rpm) 197/5.500
Torque máximo (Nm/rpm) 290/2.000-4.000
TRANSMISIÓN
Caja de velocidades automática doble embrague de siete relaciones
Tracción delantera
DIRECCIÓN
De piñón y cremallera con asistencia hidráulica
FRENOS
Delanteros: de discos ventilados
Traseros: de discos sólidos
EJES - SUSPENSIÓN
Delantera: independiente McPherson con barra estabilizadora
Trasera: semi-independiente multilink con barra estabilizadora
NEUMÁTICOS
Dimensiones: 255/45 R20
Rueda auxiliar: T125/80 D17
PRESTACIONES
Velocidad máxima (km/h) 180
Aceleración 0-100 km/h (s) N/D
Consumo (l/100km) Urbano: N/D - Carretera: N/D - Mixto: N/D
DIMENSIONES / PESO
Capacidad del baúl (l) 486/977
Peso en vacío (kg) 1.835
Peso en orden de marcha (kg) N/D
Largo total (mm) 4.590
Ancho total (mm) 1.900
Alto total (mm) 1.686
Distancia entre ejes (mm) 2.720
Capacidad del tanque de combustible (l) 57
Despeje al suelo (mm): 160
Capacidades off-road (º): Ángulo de ataque: 19,0 - Ángulo ventral: N/D - Ángulo de salida: 22,0

Galería: Jetour Dashing Travel 1.6T 350T GDI DCT | Créditos: Autoblog y Diego Olivera.
Prueba Jetour Dashing Travel 1.6T 350T GDI DCT

EQUIPAMIENTO:

EXTERIOR
Faros antiniebla delanteros (con luz de curva)
Faro antiniebla trasero
Faros delanteros full LED con encendido automático de luces altas en carretera (HMA)
Llantas de aleación de 20 pulgadas
Luces traseras LED
Techo solar eléctrico y panorámico doble
Paquete estético exterior deportivo
SEGURIDAD
Advertencia de salida de carril (LDW)
Airbags frontales delanteros, laterales delanteros y de cortinas
Alerta de colisión frontal (FCW)
Apoyacabezas delanteros y traseros (5)
Asistente de arranque en pendientes (HHC)
Asistente de descenso en pendientes (HDC)
Asistente de salida segura (DOW)
Asistencia de mantenimiento de carril (LKA)
Anclajes ISOFIX y TopTether para sillas infantiles
Cinturones de seguridad inerciales de tres puntos (5)
Control de descenso en pendientes (HDC)
Controles de tracción (ASR) y estabilidad (ESP)
Distribución electrónica del frenado (EBD)
Frenos ABS+EBD+EBA
Monitoreo de presión de neumáticos (TPMS)
Sistema de monitoreo de punto ciego (BSD)
CONFORT
Asiento del conductor con regulación eléctrica en seis posiciones, ajuste lumbar y diez memorias
Asiento del pasajero con regulación eléctrica en cuatro posiciones
Asientos delanteros ventilados y calefaccionados
Cámara de retroceso y cámaras 3D de 540º, con grabación de historial de conducción en cámara delantera
Cargador inalámbrico para smartphones
Climatizador automático de dos zonas con salidas de aire para las plazas traseras
Cierre centralizado de puertas con mando a distancia
Computadora de a bordo
Control de velocidad crucero adaptativo (ACC)
Consola central refrigerada y calefaccionada
Dirección asistida eléctricamente
Encendido automático de luces
Encendido/apagado por botón
Encendido/apagado a distancia
Espejos retrovisores calefaccionados plegables eléctricamente y con función “tilt down
Freno de estacionamiento electro-mecánico (EPB) con función Auto Hold
Iluminación ambiental multicolor
Instrumental digital TFT con pantalla de 12,3 pulgadas
Levantavidrios eléctricos delanteros y traseros con sistema "one touch"
Modos de conducción (Normal, Eco y Sport)
Pedales en aluminio con tacos de goma
Puertos USB-A de recarga para las plazas traseras (1)
Portón trasero con apertura/cierre eléctricos
Respaldo trasero rebatible y reclinable 60:40
Sensores de estacionamiento delanteros y traseros
Sistema de sonido Sony con coho parlantes
Sistema de llave inteligente (Smart Key)
Sistema multimedia con pantalla táctil de 15,6 pulgadas con AM/FM/3 USB-A/1 USB-C/Bluetooth/CarbitLink/GPS
Tapizados en eco-cuero
Unidad de purificación de aire (PM2.5) con ionizador de aire
Volante multifunción en cuero regulable en altura y profundidad

PRECIO Y GARANTÍA:

U$S 43.990. Garantía: 5 años o 150.000 km.

COMERCIALIZA:

Fabemix S.A. (Grupo Sevel). Av. Italia 4705. Tel. 2619 5381. Web: www.jetour.com.uy