Prueba: Audi A6 Design 55 TFSI 3.0 MHEV S tronic quattro

sábado, 1 de junio de 2019



Probamos al Audi A6 en su octava generación en la única variante que se comercializa en Uruguay, el Design 55 TFSI.
Evaluamos a la octava generación del A6. Llega importado desde Alemania en una sola variante denominada 55 TFSI quattro, equipada con una mecánica 3.0 V6 capaz de producir 340 cv de potencia, asociada a una caja automática S tronic de siete marchas. La prueba completa, tras el salto.

Los Audi 100, 200 y 5000 son los predecesores al A6 que conocemos desde el año 1994 con su primera generación, llamada de forma interna como "C4". En 1997, la marca alemana introdujo a la segunda evolución del modelo, estrenando también a la plataforma "C5" del Grupo Volkswagen, que también le dio el código a este A6.

No fue hasta 2004, que el producto se mantuvo en producción, hasta que llegó el "C6", que corresponde a la tercera generación del A6. Al igual que todos sus predecesores, se producía en la planta alemana de Neckarsulm, lugar que es hasta nuestros días la "casa" del representante de Audi en el segmento E (grande).


El "C7", o séptima generación del A6, salió a la luz en 2010 (ver nota) y en julio de 2011, llegó a nuestro mercado (ver lanzamiento). Tres años más tarde, Audi actualizó al modelo para el Salón de París de 2014 (ver nota) y a mitad del 2015, también arribó a Uruguay (ver lanzamiento) y tan solo un año después, la marca alemana volvió a realizarle un mini-update (ver nota) bastante sutil y que por estos lares podría decirse que casi ni vimos.

Y después de esta larga línea del tiempo, llegamos a la actualidad. En el Salón de Ginebra del año pasado apareció la octava generación que como es obvio, se llama "C8" (ver nota). Utiliza la plataforma modular MLB Evo (Modularer Längsbaukasten de segunda generación) y a nuestro mercado llegó a finales de febrero con una sola variante denominada Design 55 TFSI a un precio de U$S 142.000 (ver lanzamiento). Autoblog pudo evaluar por primera vez a un A6 y a continuación podrán leer la prueba completa.


Exterior

Utilizar el concepto de "muñeca rusa" en el periodismo automotor actual no es una coincidencia, pero sí un lugar común. Audi es una de esas empresas cuyos sedanes parecen versiones reducidas por fotocopiadora de un A8 y el nuevo A6 no es la excepción. De ahí que muchos detractores de este lenguaje de diseño consistente, pero también tradicional. Sin embargo, algunos consideramos que es la receta perfecta para evitar la obsolescencia de estilos.

En el frente encontramos que adopta el nuevo lenguaje de diseño de la casa alemana con ópticas de gran poder lumínico (full LED Matrix de serie, full LED Matrix HD opcionales) que cortan su base con un trazo bastante atractivo, mientras que la parrilla Singleframe es ahora más rectilínea, baja y ancha en su estilo. Si bien parece que no tiene antinieblas delanteros, en realidad sí: van escondidos en las ópticas principales y que la marca les llama "luces para todo clima".


Aunque sea un producto nuevo, visto de costado es el ángulo donde más cuesta diferenciarlo del anterior modelo, en especial porque mantiene las proporciones clásicas que hicieron del estilo del A6, así como de todas las berlinas de Audi. Es más, se lo confunde con facilidad con el A8, su hermano mayor por tamaño y estilo. Sigue teniendo los ⅔ de chapa sobre el ⅓ de superficies vidriadas y una predominancia de trazos rectos con pliegues (muy) filosos, algo que el Grupo Volkswagen está adoptando en todos sus productos.

Ese diseño limpio le permite al A6 tener un coeficiente de resistencia al viento desde 0,24, que es bastante bajo e idéntico al de un vehículo con forma de "gota de agua" como el actual Toyota Prius (ver prueba), demostrándole a los japoneses que se puede hacer un diseño sobrio, pero también aerodinámico. Esta versión Design, a su vez, lleva unas enormes llantas de aleación con diseño de 10 brazos y de 19 pulgadas sobre neumáticos Continental PremiumContact 6 en medida 245/45 R19 que hasta parecen "chicas" en una carrocería tan gigante. De forma opcional se pueden optar por unas de hasta 21 pulgadas.


El sector trasero utiliza un recurso de diseño similar al del A8, con una barra cromada que atraviesa el baúl y las ópticas posteriores por igual. Dicho sea de paso, las luces también son full LED aquí, dado que este A6 no utiliza una sola lamparita. Ni una. También utiliza en la carrocería mucho aluminio, algo que desde el primer A8 hacia acá, es moneda corriente en los sedanes de Audi. En el A6 las puertas, capot y el baúl, así como los paragolpes, están realizados en este material. Ya que los menciono, tienen dos salidas de escape más falsas que una cadena de WhatsApp regalando un 0km. A los diseñadores de Audi, como diría Ricardo Fort: "basta, chicos".

El nuevo A6 tiene 4.939 mm de longitud, es decir, 7 más que su antecesor y es lo que se dice en la jerga un bote. No hay forma de disimular lo enorme que es y hasta uno llega a dudar qué tanto más grande es un A8. En esta generación del A6 anchura se ha incrementado en 12 mm, hasta los 1.886 mm, mientras que su altura de 1.457 milímetros es ahora 2 mm mayor que en el modelo anterior. La distancia entre ejes es de 2.924 milímetros. Cabe destacar que la plataforma elegida para esta berlina es la misma que el Grupo Volkswagen utiliza en todos estos otros productos: A4, A5, Q5, A7 Sportback, A8, Q7 y Q8, así como en los Volkswagen Touareg, Porsche Cayenne, Bentley Bentayga y Lamborghini Urus.


Interior

Antes de comenzar con la descripción del habitáculo (que va a ser larga, quedan avisados), es casi que una obligación elogiar a la calidad de los interiores de Audi y en especial de este A6. Es cierto, los de BMW o Mercedes-Benz también la tienen, pero los oriundos de Ingolstadt llevan las cosas un paso más lejos. Todo suena o se siente realizado por un ingeniero con un diagnóstico de trastorno obsesivo-compulsivo. Los clicks de las teclas son perfectos, los encastres de las piezas igual. Es hasta demasiado perfecto, diría. A nivel de ergonomía todo está donde debería y casi me atrevo a decir que se puede explorar el interior haciendo el Bird Box challenge sin errarle a un solo comando.

Los únicos plásticos rígidos están en la consola central y van con un tratamiento piano black de muy buena calidad, mientras que el resto del interior, incluidos los paneles de puertas (en su totalidad), la consola, la tapa de la guantera y todo el tablero, van en inyectados blandos de un nivel de calidad que asombra. Si no es el interior mejor terminado y de mayor refinamiento que probé hasta el momento, anda cerca, porque todo lo que toques, mires o huelas, emana calidad. Lo que vean que parezca cuero y madera de raíz de nogal, en efecto lo son. De forma opcional y sin costo extra, se puede elegir un interior más oscuro o inserciones en aluminio, por ejemplo. En lo personal, me gustó mucho el combo de la unidad probada.


La posición de manejo como no podía ser de otra forma es perfecta. Tanto la butaca como la columna de dirección se regulan de forma eléctrica con generosidad, pudiendo acomodar a personas de más de 2 metros de alto sin problema así como también al más retacón. Tiene dos memorias para que no nos olvidemos dónde queríamos cada cosa ajustada, ya sea el asiento, el volante o los espejos retrovisores. Es decir, acá no hay ningún problema para encontrar la postura ideal en donde pasar varias horas conduciendo. Tal vez podría pedirle un extensor de muslos, pero lo tiene entre los extras.

Como ya pasa en otros Audi, en lugar de un instrumental de relojes, todos los A6 llegan a Uruguay con un display de 12,3 que la marca denomina Audi virtual cockpit. Algunas de las funciones del sistema MMI que en el anterior A6 iban en una pantalla independiente, ahora están a la vista del conductor, adentro del tablero con una definición y rapidez del software que lo deja como el mejor tablero digital del mercado actual.


Lleva un tiempo acostumbrarse a cómo se maneja por la cantidad de funciones, pero en unas horas se vuelve muy natural e intuitivo de usar. Si bien tiene función de navegador, trabaja solo con los mapas de Argentina, Brasil y México, pero no de Uruguay, porque una vez más en un producto del Grupo Volkswagen, no está desarrollada la cartografía oficial para nuestro país. Pero si con una pantalla no bastaba, el A6 tiene dos más. Sí, dos.

Junto al Q8 (ver lanzamiento), este sedán es el segundo Audi que incorpora a la nueva generación del sistema multimedia MMI Touch con una pantalla de 10,1 pulgadas con CD/SD-HC/Aux-In/MP3/WMA/AAC/AM/FM/2USB/Bluetooth con audio streaming y retroalimentación háptica. Pero además, cuenta con otra pantalla más abajo (de 8,6 pulgadas) que comanda la climatización automática cuadri-zona así como otras funciones. Cabe destacar que como dije más arriba, el A6 no tiene GPS, pero al tener el Audi Smartphone Interface, cuenta con la hoy indispensable compatibilidad con Apple CarPlay y Android Auto. De todas formas, mi función preferida es la de las cuatro cámaras de estacionamiento que trabajan con realidad aumentada, casi como si de un video juego se tratase. Permite ver a nuestro auto en un entorno con una vista completa y en tiempo real. Es de lo mejor del mercado en este sentido y tan novedosas como prácticas para estacionar semejante carrocería sin pegarle a nada.


Yendo a las plazas posteriores, Audi hizo varias mejoras en términos de habitabilidad para quienes viajen acá atrás respecto al A6 que reemplaza esta octava generación. El espacio es más que generoso para dos adultos grandes, con sobrado espacio para las cabezas respecto al techo y bastante más generoso en relación al lugar para las piernas. El ancho abunda también y será un verdadero placer viajar sentado en esos asientos, porque hasta logran el mismo nivel de confort que las butacas delanteras, contando además con un climatizador de dos zonas para quienes viajen atrás, así como con persianas (o "bloqueadores de realidad" como me gusta llamarlos) en las ventanillas (manuales) y la luneta (eléctrica).

Donde empiezan los inconvenientes es cuando queremos ocupar la plaza del medio. El respaldo es más firme, producto de un gran apoyabrazos central, el asiento está algo más elevado y la distancia entre la cabeza y el techo es justa. A lo ancho no hay mayores problemas, pero no tendrá mucho espacio para los pies. Es decir, tres podrán acomodarse en viajes de corta y mediana distancia, pero el que viaje en el medio irá pidiendo rotación de equipo como en el volley porque estará incómodo por el voluminoso túnel de transmisión.


El baúl tiene la misma capacidad de litros que uno de sus rivales directos, el BMW Serie 5 (ver prueba). Es una cifra que hoy podemos encontrar en una berlina de segmento C (es decir, dos segmentos menos que este A6), y el volumen puede ampliarse porque el respaldo trasero no es fijo como en sus rivales, siendo un rebatible 40:20:40.

Además, la boca de cargas es generosa y cuenta con un piso bastante alto. Pero tiene una explicación lógica. Al igual que en otros modelos de la marca, Audi decidió dotar al A6 de una rueda de auxilio temporaria. En este caso un Continental como los titulares en cuanto a marca, pero en una medida bastante inusual: T145/65 R20.


Es una solución que compensa a medias el problema de romper una de las titulares, porque la galletita nos permite seguir hasta poder reparar a la dañada. Pero de todas formas, el auxilio temporario siempre debe ser colocado en aquellas ruedas que no son motoras, que en este caso para un vehículo con tracción integral, debería ser el eje trasero ya que no es el directriz.

Por ende, si rajamos un neumático delantero y tenemos que cubrir una larga distancia hasta una gomería, habrá que hacer dos cambios en lugar de uno solo, a diferencia de cuando tenemos un neumático idéntico a los titulares guardado en el baúl pronto para la acción. Una verdadera molestia, como siempre.


Motor y transmisión

El único impulsor disponible para nuestro mercado es el denominado 55 TFSI, con esa nueva nomenclatura inentendible de Audi que se segmenta con dos dígitos la potencia en kW en lugar de figurar la cilindrada (ver nota). Aquellos modelos entre 110 y 130 cv pasan a ser los 30 TFSI, entre 150 y 160 cv pasan a ser los 35 TFSI, 170 y 200 cv son los 40 TFSI, entre 225 y 250 cv los 45 TFSI, aquellos entre 230 y 310 cv son los 50 TFSI, los de más de 330 y menos de 370 cv son los 55 TFSI, los que van entre 430 y 455 cv son los 60 TFSI y todos aquellos por encima de los 540 cv pasan a ser los 70 TFSI.

Sí, es más complicado entender esto que leer el genoma humano en chino mandarín. Pero yendo a los fierros, el motor de este A6 se trata de un 2.995 cc de cilindrada, seis cilindros en "V" a 90º con inyección directa e indirecta, turbocompresor de doble entrada, intercooler, cuatro válvulas por cilindro, doble árbol de levas a la cabeza, y distribución variable de válvulas doble Audi Valvelift System. Es capaz de erogar 340 cv de potencia disponibles entre las 5.000 y 6.400 vueltas. El torque máximo de 500 Nm está presente entre las 1.370 y 4.500 rpm. Autoblog ya pudo probar este mismo impulsor en el SQ5 hace algún tiempo atrás (ver contacto).


Este 3.0 V6 va asociado a una caja automática secuencial S tronic de siete velocidades con levas al volante y cuenta con tecnología Mild-Hybrid (MHEV), siendo uno de los primeros Audi en llegar a nuestro mercado que incorpora esta solución. El sistema eléctrico principal de 48 voltios incorpora una batería de iones de litio y un alternador BAS. Durante la frenada, puede recuperar hasta 12 kW de energía que se almacena en la batería.

Esto le permite largas fases de circulación en modo de marcha por inercia con el motor desactivado, y permite que el sistema start-stop entre en funcionamiento a 22 km/h. Durante las desaceleraciones, el sistema recupera hasta 12 kW de energía en los A6 con motores V6, como el evaluado, por ejemplo. En situaciones de conducción reales, según Audi, la tecnología MHEV reduce el consumo de combustible hasta en 0,7 litros por cada 100 kilómetros recorridos.


Ahora, ¿qué tal funciona todo esto? Es una mecánica intachable en refinamiento, bestial en su respuesta y eficiente a la hora de las prestaciones, así como de las mejores que han pasado por las manos de Autoblog en el último tiempo. Se destaca por ser progresiva, muy suave en la entrega de potencia y torque, así como muy flexible y elástica, pudiéndole sacar un comportamiento serenado y calmo, así como uno más enérgico y prestacional si quisiéramos. Es de esas motorizaciones que hacen todo bien y tan alemanas como el currywurst: son potentes, silenciosas, competentes y que además, consumen poco combustible para las prestaciones que dan a cambio. Y además, parece que funcionan como si estuvieran alimentadas por miel por su suavidad.

A su vez, cuenta con la tecnología quattro ultra, que activa siempre la tracción trasera de forma instantánea en el momento en que se necesita. La transmisión, por su parte, es la clásica S tronic de Audi con dos embragues y siete relaciones, en este caso. Al igual que en otros modelos que utilizan esta brillante transmisión, en el A6 se caracteriza por pasar las marchas con una suavidad y velocidad que ya es una marca registrada de esta tecnología. Se la puede llevar con las levas ubicadas al volante, pero dudo que alguien en este producto apele a ellas. Es un auto para dejar el selector en "D" y dejar que la ingeniería se luzca. El funcionamiento de todo el conjunto no tiene un solo reproche y acelerarlo a fondo da la sensación de estar despegando en un Airbus A380 en la cabina business.


Audi declara una aceleración de 0 a 100 kilómetros por hora en 5,1 segundos con esta configuración mecánica mientras que la velocidad máxima es de 250 km/h limitada electrónicamente. En materia de consumos, las prestaciones según fábrica son: 8,9 l/100 km en ciclo urbano, 5,3 l/100 km en ruta, y 6,7 litros cada 100 km en ciclo mixto. ¿Existirá un motor que gaste eso en ruta y pueda ir a 250 km/h de velocidad final? Sigan leyendo y les cuento.

Durante las pruebas, logré como mejores números 9,0 l/100 km en ciclo urbano, 6,1 l/100 km en ruta, y 7,3 litros cada 100 km en ciclo mixto. Como verán, hay diferencias mínimas de consumo entre el registro teórico y el práctico, pero considerando todas las prestaciones y las cifras que arrojó, no queda otra que aplaudir a los ingenieros de Audi. El peso en orden de marcha, en tanto, es de 1.835 kg, mientras que el depósito de combustible aloja 73 litros de capacidad.


Comportamiento dinámico

Si existiera un manual para definir a la berlina premium alemana por default, la forma en la que se comporta del chasis de este A6 podría formar parte del primer capítulo de ese libro. Mientras marcas como BMW van por un lado más deportivo de seteo, Audi o Mercedes-Benz se caracterizan por caminar en el sendero de la comodidad y el manejo relajado. Esto no quiere decir que sean unos botes aburridos de conducir ni mucho menos. Sino que su ajuste está enfocado en aislar al conductor y sus ocupantes del mundo exterior a toda costa. Y este A6 lo hace de manera magistral.

Por eso una vez que ingresamos es como si nos envasaran al vacío. El aislamiento acústico es tremendo. Casi que se podría grabar un disco entero en el habitáculo, porque el nivel de insonorización es brillante. No entran ruidos a rodamiento, viento o incluso del motor, pese a que tiene 340 cv prontos para arrimarte la ropa al cuerpo si salimos al galope. Las suspensiones, son bastante suaves y filtradas, incluso si tomamos en cuenta que va apoyado sobre semejantes neumáticos 245/45 R19, por si ya se habían olvidado de los rodillos de caucho sobre los que se para este sedán. Audi tiene en este A6 uno de los productos más cómodos que manejé en muchos años.


A su vez, como ya pasa en otros modelos de la marca, viene equipado con el selector de manejo Audi drive select, que permite elegir entre cinco modos de conducción (auto, comfort, dynamic, efficiency e individual) para modificar la respuesta del acelerador, la transmisión, o variar la dureza de la dirección. En mi caso opté todo el tiempo por la última, con el motor/caja en comfort y la dirección en dynamic, solo por capricho de hacerlo, y porque la respuesta es la que más se corresponde con un motor de 340 cv. En los modos efficiency y comfort, se lo nota algo más aletargado en las reacciones al pisar a fondo el acelerador.

Entre los cuatro (no cuento el individual acá porque es la combinación de los otros modos) se nota un cambio mínimo al usarlos, pero a la hora de los consumos, ¿hay diferencias? En las pruebas medí uno con cada modo y los resultados son estos: en dynamic y comfort 7,6 l/100 km y 7,5 l/100 km de promedio ruta, mientras que en el efficiency y auto quedó en 6,1 l/100 km y 6,5 l/100 km respectivamente. Pero como buena berlina grande, es en las rutas donde se siente más a gusto. Y es por eso que en este ámbito es donde se explota todo el potencial dinámico que tiene. Presenta un comportamiento muy franco, va sobre rieles en lo recto, y a la hora de hacer cientos de kilómetros no solo es cómodo y silencioso, también tiene un conjunto mecánico excelente para hacerlo.


La mecánica, por su parte y como ya dije, tiene un comportamiento brillante e ideal para el tránsito urbano, ya que las relaciones de la transmisión automática le permite viajar muy relajado y haciendo tanto silencio como un ratón de biblioteca. A su vez, los modos de conducción junto a los de la transmisión permiten un abanico de uso bastante interesante y variado, pudiendo tener en el seteo más económico, la caja con el modo de pasaje de marchas manuales.

El 3.0 trabaja en los auto/comfort con la transmisión en D7 (E7 con el programa efficiency) a 70 km/h a apenas 1.000 vueltas (S5 a 1.750 en el modo dynamic), mientras que en ruta, en tanto, el conjunto se mueve a 110 km/h en D7/D7/E7 a unas relajadas 1.500 vueltas en los modos auto/comfort/efficiency, mientras que utilizando al drive select en el seteo dynamic, baja a S5 y el motor trepa 1.250 revoluciones (2.750 rpm) a igual velocidad.


Algo que me pasé por alto en el apartado mecánico, la transmisión cuenta con una función de marcha por inercia. Esta forma de "navegación a vela" se activa cuando levantamos el pie del acelerador y se mantendrá durante al menos cinco segundos. Pero no lo notaremos hasta que veamos el tacómetro con la aguja "muerta". La caja queda en neutro siempre que eso produzca un ahorro de combustible y el motor también se apaga de forma imperceptible volviéndose a encender con apenas peinar el acelerador.

Este modo de "rueda libre" por llamarlo en criollo, es posible a velocidades entre 55 y 160 km/h, y el motor siempre girará a tan solo 250 rpm, es decir, va apagado. Por otra parte, los adelantamientos en ruta son brillantes y a la vez sorprendentes. Pisando a fondo el acelerador y activando el kick-down de la caja, podrá bajar de 7ª a 3ª en un par de segundos, yendo de 80 a 110 km/h en apenas 3,63 segundos. Una bestialidad de tiempo considerando lo que pesa esta carrocería que orilla las dos toneladas en orden de marcha.


Perdón por el mareo numérico, pero ahora vamos a tomar algunas curvas. La dirección es electromecánica progresiva y es una tecnología que fue estrenada en su momento en los S3 (ver lanzamiento) y ahora es de serie en todos los Q2 (ver prueba) así como en este A6, sin importar la motorización o tracción que lleven. Sin dudas es uno de los puntos más destacables de un producto que apunta a un uso confortable, permitiendo encontrar una cuota mínima de diversión al manejo.

Como bien dice su nombre, al tener asistencia progresiva muestra una respuesta bastante más rápida y ágil que cualquier otra que se base en la bendita electrónica. Esta tecnología permite conducir por calles estrechas o estacionar girando el volante con un esfuerzo mínimo, porque varía el ángulo de la dirección en función de la velocidad, además de también modificar la dureza, como lo hacen otros sistemas con asistencia eléctrica. Toma las curvas con mucha agilidad para las dimensiones de carrocería con las que tiene que lidiar, aunque como dije más arriba, no lleva un chasis seteado para un manejo deportivo. Dobla como un A4, pero tiene el tamaño y solvencia de un A8. Es increíble.


Y ese es uno de los aspectos más sorprendentes del A6. La suspensión acusa las inclinaciones lógicas de un modelo enfocado más hacia al confort, pero de todas formas los niveles de grip que tiene sorprenden y no se transmiten en ningún momento brusquedades por un repentino cambio de transferencia de masas violento. En el A6 todo se percibe aislado de la realidad. No solo esto es consecuencia de los neumáticos, sino también del brillante sistema de tracción quattro ultra que tiene este sedán. Va como si estuviera adherido con velcro al asfalto.

En algunas ocasiones incluso intenté desacomodarlo adrede en una curva incluso con el control de estabilidad en su seteo menos permisivo, y el eje trasero de todas formas se aferró al asfalto como un abrojo a la lana ¿Sabían que el velcro nació de esta situación de la naturaleza? Anécdotas dignas de una charla de ascensor aparte, el A6 tiene un chasis brillante y sin dudarlo, es de lo mejor que manejé en mucho tiempo. Perdonen BMW y Mercedes-Benz, pero el A6 hoy está entre los mejores sedanes del mercado local en términos de desarrollo de chasis, mecánica, suspensiones y dirección, así como también para mi, pasa a ser la nueva referencia del segmento E.


Equipamiento

¿Vieron cuando algo es tan bueno que no requiere un solo reclamo? Bien, el listado de equipamientos de serie del A6 es así. En caso de ser un poco quisquilloso, también ofrece un extenso listado de opcionales que irá engordando el valor (ya de por sí alto) de U$S 142.000 de base. Por el momento solo se está ofreciendo en configuración Design 55 TFSI quattro S tronic, que ofrece de serie: pack eléctrico (cuatro levantavidrios, bloqueo, y espejos), cinco apoyacabezas, cinco cinturones inerciales de tres puntas, dirección asistida dependiente de la velocidad (Servotronic), freno de estacionamiento electromecánico con función de parada, asistente de arranque en pendientes (Audi hold assist), sistema Start-Stop con recuperación de energía, monitoreo de presión de neumáticos, retrovisores exteriores calefaccionados y con plegado eléctrico, retrovisor interno con anti-encandilamiento automático, alarma, asientos delanteros calefaccionados con regulación longitudinal, altura y lumbar eléctricas y dos memorias para conductor y acompañante, respaldo trasero rebatible 40:20:40, inserciones decorativas en aluminio Fragment o madera de raíz de nogal natural, tapizados en cuero Milano, volante deportivo en cuero multifunción plus con diseño de tres radios con base plana, regulable en altura y profundidad eléctricamente con levas de cambio integradas, sensores de estacionamiento delanteros y traseros (Audi Parking system plus), cámara de retroceso, cuatro cámaras de entorno 360º, apoyo de estacionamiento plus con indicación de entorno en 3D, climatizador automático Confort de cuatro zonas con panel táctil de 8,6 pulgadas y háptico delantero y trasero, Audi Virtual Cockpit (pantalla de 12,3 pulgadas de alta resolución en color, y configurable), sistema de información al conductor (integrado en el Virtual Cockpit), MMI Touch de 10,1 pulgadas con CD/SD-HC/Aux-In/MP3/WMA/AAC/AM/FM/2USB/Bluetooth con audio streaming y retroalimentación háptica, sistema de audio Bang & Olufsen sound system 3D (16 altavoces incluyendo: dos centrales, dos cajas de graves en las puertas y un amplificador de 15 canales con una potencia de 705 vatios), Audi Smartphone Interface (compatibilidad con Apple CarPlay y Android Auto), con manejo por el MMI o por el volante multifunción, Audi phone box (recepción mejorada de la señal telefónica y cargador inalámbrico Qi para smartphones), faros delanteros Matrix LED con iluminación selectiva por cámara y sensores, luz de curva dinámica, intermitentes dinámicos y luz de cruce adaptativa, ópticas traseras LED con intermitentes dinámicos, faro antiniebla trasero y luces para todo clima delanteras, iluminación ambiental LED configurable, sensores de luz y lluvia, llave confort (manos libres) con sistema Keyless-Go de encendido y apagado por botón, regulador y limitador de velocidad, techo solar panorámico y eléctrico, servocierre para las puertas, portón trasero con apertura/cierre eléctricos, Audi drive select con cinco modos de conducción: efficiency, comfort, auto, dynamic, e individual, persiana eléctrica para la luneta posterior y manual para las ventanillas traseras, apertura de puerta a distancia de puertas de garage y puertas exteriores (Homelink), y llantas de aleación diseño de 10 brazos de 19 pulgadas sobre neumáticos en medida 245/45 R19.


Antes de seguir con el apartado de seguridad, quiero hacer especial hincapié en el equipo de sonido que tiene este A6. Se trata de un Bang & Olufsen sound system 3D, compuesto por 16 altavoces incluyendo: dos centrales, dos cajas de graves en las puertas y un amplificador de 15 canales con una potencia de 705 vatios. No alcanzarían veinte párrafos para describir lo bien que suena todo. La fidelidad del audio es impresionante y es de esos sistemas que cuando uno sube el volumen al tope, te perfora el pecho a fuerza de bajos bien definidos. Durante los días de uso, volví a reencontrarme discos como el "No Jacket Required" de Phil Collins o el "Layla and Other Assorted Love Songs" de Derek and the Dominos, de una manera que me hizo volver a enamorarme de ese álbum gracias al B&O del A6.


Seguridad

¿Vieron que en el otro párrafo no reclamé ni un faltante? Bueno, en seguridad tampoco tengo nada para pedirle a este A6, porque tiene todo lo necesario en un producto de U$S 142.000 y algunas cosas más. Lleva de serie: airbags delanteros para conductor y acompañante, airbags laterales cabeza/tórax delanteros, airbags de cortinas, frenos ABS, controles de estabilidad y tracción (ASR/ESC), bloqueo electrónico del diferencial (EDL), control selectivo de par (XDS), aviso de salida de carril involuntario, Audi pre sense basic (ante una colisión inminente se optimiza la posición del asiento, tensa los cinturones de seguridad, se cierran las ventanillas y el techo panorámico y los intermitentes parpadean con elevada frecuencia para avisar a los demás vehículos), Audi pre sense front (sistema de frenado autónomo en ciudad a 5 km/h y en ruta entre 85  y 250 km/h con alertas visuales, acústicas y hápticas), y anclajes i-Size y TopTether para sillas infantiles en las plazas traseras.

Pasemos a desmenuzar toda la tecnología que tiene este A6. En principio, arrancaré por el Audi pre sense basic que es un sistema que utiliza un concepto similar (por no decir idéntico) al PRE-SAFE de Mercedes-Benz. Su funcionamiento se destaca por detectar si se realiza una maniobra de emergencia, y prepara el vehículo y los sistemas de sujeción de los ocupantes ante una posible colisión. A velocidades superiores a los 30 km/h, el sistema activará los pretensores eléctricos para tensar los cinturones de seguridad delanteros. De esta forma, se evitará que los ocupantes se muevan a una posición en la que tengan más probabilidades de sufrir lesiones si se produce una colisión. En las situaciones en las que se detecten desaceleraciones laterales elevadas, el sistema también cerrará las ventanillas y el techo solar (si lo tuviera equipado el vehículo, como es el caso de este A6).


Por su parte, el Audi pre sense front trabaja solo en situaciones críticas, avisándole al conductor con un asistente de frenada avanzado y una protección preventiva de los pasajeros en caso de colisión inminente con un vehículo precedente mediante la observación del entorno y aumenta en caso necesario la fuerza de frenado. Su funcionamiento se comprende en ambientes de ciudad a partir de los 5 km/h y en ruta entre 85 y 250 km/h con alertas visuales, acústicas y hápticas, pudiendo detectar tanto vehículos como peatones por igual en todos los casos. Cabe destacar que esta tecnología no reacciona a los vehículos que se cruzan o que se aproximen en sentido contrario. Y para cerrar, está el aviso de salida de carril, que ayuda dentro de los límites del sistema a no salir involuntariamente del carril. Si el sistema está activado y el conductor no puso el intermitente el aviso de salida de carril ayuda mediante intervenciones correctoras en el volante a evitar salirse de las demarcaciones del carril. Una vibración en el volante adicional puede ser activada por el conductor. Funciona entre 60 y 250 km/h.

Los frenos, por su parte, son de discos ventilados en ambos ejes y tienen un comportamiento intachable en todas las condiciones, incluso durante una pertinaz lluvia. Para recto, con una desaceleración pronunciada que se siente mucho en el cuerpo, y además enciende las balizas si la frenada es de emergencia, con el fin de alertar a los conductores que vienen detrás nuestro y como dije más arriba, el Audi pre sense basic tensa los cinturones. Diez puntos. También tiene los sendos controles de tracción y estabilidad, cuentan con un grado de desconexión parcial en ambos casos.


Precio, garantía y competidores

Los U$S 142.000 que vale este A6 Design 55 TFSI puede parecer muchísimo dinero y lo es, no tengan dudas. Pero también hay que reconocer que este sedán es "mucho auto por el precio" también. No le falta nada en términos de mecánica, chasis, equipamientos o calidad. Digamos que el que va a comprar un producto así, no espera menos y sabe con claridad dónde está poniendo sus billetes. Por su parte, la garantía es la más extensa hasta el momento de las que se ofrecen de serie en el mercado premium local: 3 años o 90.000 kilómetros.

Si tenemos que mirar a la competencia, hoy por hoy, el segmento de las berlinas de segmento E es un ambiente muy reducido, dado que los SUVs le han quitado protagonismo en las gamas a este tipo de vehículos en este rango de precios. De todas formas estamos ante un consumidor particular que o bien gusta de este tipo de sedanes grandes y premium desde siempre, o que cuenta con algún cargo diplomático, dado que este es el tipo de consumidor más frecuente de estos vehículos.


La competencia es la de siempre para el A6, es decir, los otros sedanes alemanes premium de segmento E y uno italiano que corre en paralelo a los germanos. Considerando la potencia y el precio, los rivales son: BMW 540i Sport Line 3.0 T Steptronic (U$S 139.900), BMW 540i M Sport 3.0 T Steptronic (U$S 149.900), Mercedes-Benz E 450 Avantgarde 4MATIC 9G-TRONIC (U$S 140.990) y Maserati Ghibli 350 3.0 V6 A/T (U$S 154.990). Sumando al A6 ahora y sacando de la lista al Clase E, todos los sedanes premium pasaron por el garage de Autoblog en alguna de sus versiones ofrecidas a nivel local. Nota para Mercedes-Benz Uruguay: pongan un Clase E en la flota de test.

Si hay que enfrentarlos uno por uno, tendremos que el Clase E junto al Ghibli son los dos más "veteranos" del segmento, dado que BMW y Audi renovaron a sus productos en los últimos dos años. Por ende, si queremos un sedán grande con lo último de lo último, las opciones se reducen a los A6 y Serie 5. Aquellos que busquen un producto diferente al resto, tienen al representante de Maserati, uno más deportivo, al BMW, mientras que si quieren poner unos U$S 140.000 y no perder valor de reventa, irán por el Clase E, que en este segmento es a la hora de venderlo, un "cheque en blanco". En lo personal, incluso no siendo la más popular de las opciones si consideramos la depreciación de la reventa, así y todo iría por el A6 o el 540i en cualquiera de sus dos versiones.


Conclusión

Mientras en Europa o Norteamérica los sedanes como el A6 forman parte del ecosistema de flotas empresariales, de este lado del hemisferio las cosas son muy diferentes para este tipo de productos. Acá tener una berlina como esta implica formar parte del selecto grupo de personas con un pasar económico próspero, apellido compuesto, una Montblanc en la solapa del saco y una posición laboral que le permita tener un espacio de estacionamiento con su nombre junto a una oficina con vista hacia el mar.

Estos productos, aunque en decadencia de demanda, siguen siendo la representación física del estatus empresarial, pero a diferencia de lo que pasa en el primer mundo, aquí los que utilizan estos vehículos son representantes de las gerencias, y no los empleados que tienen que cubrir miles de kilómetros visitando proveedores o yendo a reuniones de una punta a la otra del mapa con la mayor cantidad de confort posible.


Sin embargo, cada vez son menos aquellos los que siguen optando por un sedán clásico y equipado hasta los dientes. Por U$S 142.000 la oferta de SUVs premium es bastante generosa y variada como para elegir un producto como el A6 en su lugar. O al menos así está pensando el gran grueso de clientes que navega estas aguas. No diré que están equivocándose, porque hay excelentes sport utilities en estos valores, incluso dentro de la gama Audi. Pero si su dinero fuera mío, lo pondría en un sedán como este A6 y no en un Q5 repleto de opcionales, por ejemplo. Pero sé que no soy el paladar de las masas tampoco.

Hace un año y algo atrás, había podido manejar con apenas unos meses de diferencia a los BMW Serie 5 y X3, dos modelos que pese a ser muy distintos, comparten plataforma y mecánicas. Y en la prueba de este último, reconocí que entendía por qué la gente compraba más a ese SUV que al sedán grande de esa marca. También lamentaba la tendencia que está manejando los destinos de estos productos hacia la desaparición. Pero por suerte, aunque reducida, sigue habiendo una clientela que los prefiere. Es gente que no precisa mostrar que tiene un buen pasar económico y social. Basta con verlo bajar de un sedán como este A6 y las explicaciones se ahorrarán de inmediato.


Como dije más arriba, el mundo diplomático sigue siendo el usuario más fiel de estos modelos y uno entiende un poco por qué. Hoy cualquier persona con más de 100 mil dólares tiene un SUV. Pero un individuo tan importante como aquellos que representan a sus países en el extranjero debe tener para moverse por las ciudades algo que lo distinga del resto de los mortales. Y con un sport utility premium no se consigue más eso porque perdieron elitismo. Porque son una plaga. Pero lujosa.

La exclusividad y opulencia bien entendidas siguen siendo patrimonio de productos como este A6. A su vez, Audi se encargó de cargarlo -y recontra cargarlo- de sus últimas tecnologías, no solo para que además de tener un producto clásico, sus usuarios también se lleven lo más moderno que existe hoy en el segmento en términos de conectividad, seguridad y tecnología aplicada a la conducción. Así como los diplomáticos son los encargados de representar países fuera de fronteras, el A6 es el mejor embajador de las berlinas alemanas premium. Sigan comprando SUVs, que algunos preferiremos disfrutar de las maravillas que otros se están perdiendo.



A favor
  • Calidad de materiales y terminaciones
  • Capacidad del baúl
  • Conjunto motor/transmisión/chasis
  • Consumos reducidos
  • Confort de marcha
  • Comportamiento dinámico
  • Diseño
  • Equilibrio de suspensiones
  • Garantía
  • Equipamientos de seguridad y confort
  • Habitabilidad para cuatro adultos
  • Prestaciones
  • Posición de manejo
  • Tecnologías aplicadas

En contra
  • Gama acotada a una sola mecánica
  • Neumático de auxilio temporario
  • Túnel de transmisión voluminoso








FICHA TÉCNICA:

MOTORIZACIÓN
Motor de combustión interna
Cilindrada (cc) 2.995
Número de cilindros: 6
Número de válvulas: 24
Relación de compresión: 11,2:1
Diámetro x carrera (mm): 85.4 x 89.0
Inyección: directa e indirecta, con turbocompresor e intercooler y distribución variable de válvulas doble Audi valvelift system
Potencia máxima (cv/rpm) 340/5.000-6.400
Torque máximo (Nm/rpm) 500/1.370-4.500
Sistema micro-híbrido
Motor eléctrico
Tipo: generador síncrono con función del alternador de recuperación de energía para el acumulador de alto voltaje
Batería
Tipo: ion-litio (Li-Ion) 
Voltaje nominal (V): 48
TRANSMISIÓN
Caja de velocidades automática secuencial de siete relaciones y doble embrague
Tracción integral quattro distribución activa de par, tecnología ultra y control selectivo de par en cada rueda
DIRECCIÓN
De piñón y cremallera con asistencia electromecánica progresiva dependiente de la velocidad (Servotronic)
FRENOS
Delanteros: de discos ventilados
Traseros: de discos sólidos
EJES - SUSPENSIÓN
Delantera: independiente five-link con barra estabilizadora
Trasera: independiente five-link con barra estabilizadora
NEUMÁTICOS
Dimensiones: 245/45 R19
Rueda auxiliar: T145/65 R20
Velocidad máxima (km/h) 250
Aceleración 0/100 km/h (s) 5,1
Consumo (l/100km) Urbano: 8,9 - Carretera: 5,3 - Mixto: 6,7
DIMENSIONES / PESO
Capacidad del baúl (l) 530/N/D
Peso en vacío (kg) 1.835
Peso en orden de marcha (kg) N/D
Largo total (mm) 4.939
Ancho total (mm) 1.886
Alto total (mm) 1.457
Distancia entre ejes (mm) 2.924
Capacidad del tanque de combustible (l) 73

Galería: Audi A6 Design 55 TFSI 3.0 MHEV S tronic quattro | Créditos: Autoblog y Diego Olivera.


EQUIPAMIENTO:

EXTERIOR
Faro antiniebla trasero
Faros delanteros Matrix LED con iluminación selectiva por cámara y sensores, luz de curva dinámica, intermitentes dinámicos y luz de cruce adaptativa
Lavafaros
Llantas de aleación de 19 pulgadas
Luces para todo clima delanteras
Ópticas traseras LED con intermitentes dinámicos
SEGURIDAD
Airbags frontales, laterales delanteros y de cortinas
Anclajes i-Size y TopTether para sillas infantiles
Apoyacabezas delanteros y traseros (5)
Asistente de arranque en pendientes (Audi hold assist)
Audi pre sense basic (ante una colisión inminente se optimiza la posición del asiento, tensa los cinturones de seguridad, se cierran las ventanillas y el techo panorámico y los intermitentes parpadean con elevada frecuencia para avisar a los demás vehículos)
Audi pre sense front (sistema de frenado autónomo en ciudad a 5 km/h y en ruta entre 85 y 250 km/h con alertas visuales, acústicas y hápticas)
Aviso de salida de carril involuntario
Cinturones de seguridad inerciales de tres puntos (5)
Control de estabilidad (ESC)
Control electrónico de tracción (ASR)
Frenos ABS
Indicador de presión de neumáticos
CONFORT
Alarma
Asientos delanteros calefaccionados con regulación longitudinal, altura y lumbar eléctricas y dos memorias para conductor y acompañante
Audi drive select con cinco modos de conducción: efficiency, comfort, auto, dynamic, e individual
Audi phone box (recepción mejorada de la señal telefónica y cargador inalámbrico Qi para smartphones)
Audi Smartphone Interface (compatibilidad con Apple CarPlay y Android Auto), con manejo por el MMI o por el volante multifunción
Audi Virtual Cockpit (pantalla de 12,3 pulgadas de alta resolución en color, y configurable)
Cámara de retroceso y cuatro cámaras de entorno 360º con apoyo de estacionamiento plus con indicación de entorno en 3D
Climatizador automático Confort de cuatro zonas con panel táctil de 8,6 pulgadas y háptico delantero y trasero
Cierre centralizado de puertas con mando a distancia
Computadora de a bordo
Dirección con asistencia electromecánica progresiva
Encendido automático de luces
Espejo interior con anti-encandilamiento automático sin marco
Freno de estacionamiento electrónico con función de parada
Inserciones decorativas en aluminio Fragment o madera de raíz de nogal natural
Levantavidrios eléctricos delanteros y traseros con sistema "one touch"
Llave confort (manos libres) con sistema Keyless-Go de encendido y apagado por botón
Persiana eléctrica para la luneta posterior y manual para las ventanillas traseras
Regulador y limitador de velocidad
Respaldo trasero rebatible 40:20:40
Sensor de lluvia
Sensores de estacionamiento delanteros y traseros (Audi Parking system plus)
Sistema Start-Stop con recuperación de energía
Sistema de información al conductor (integrado en el Virtual Cockpit), MMI Touch de 10,1 pulgadas con CD/SD-HC/Aux-In/MP3/WMA/AAC/AM/FM/2USB/Bluetooth con audio streaming y retroalimentación háptica
Sistema de audio Bang & Olufsen sound system 3D (16 altavoces incluyendo: dos centrales, dos cajas de graves en las puertas y un amplificador de 15 canales con una potencia de 705 vatios)
Retrovisores exteriores calefaccionados y con plegado eléctrico
Portón trasero con apertura/cierre eléctricos
Servocierre para las puertas
Tapizados en cuero Milano
Techo solar panorámico y eléctrico
Volante deportivo en cuero multifunción plus con diseño de tres radios con base plana, regulable en altura y profundidad eléctricamente con levas de cambio integradas

PRECIO Y GARANTÍA:

U$S 142.000. Garantía: 3 años o 90.000 km.

COMERCIALIZA:
    Julio César Lestido S.A. María L. Saldún de Rodriguez 2175. Tel 26004006. Web: www.audi.com.uy