Probamos al Volkswagen Golf: el retorno del rey

viernes, 10 de abril de 2015



Pudimos probar por cuatro días y más de 720 kilómetros a la séptima generación del Volkswagen Golf.
Finalmente pudimos subirnos a uno de los lanzamientos más anticipados del 2014, el Volkswagen Golf 7. Por más de 720 kilómetros y cuatro días de prueba, evaluamos a la variante 1.4 TSI con la transmisión DSG, con el fin de saber si estamos ante el nuevo referente del segmento C local.


Con una ausencia de casi 10 años en el mercado uruguayo, el retorno a las canchas del Volkswagen Golf (ver lanzamiento) no era algo para dejar de lado. Pero más allá de eso, el producto es una marca dentro de la propia firma de Wolfsburg, así como también una carta de presentación.

Desde hace años las pruebas hechas por periodistas europeos y latinoamericanos sobre hatchbacks compactos se vieron contaminadas por dos frases que a estas alturas son un pie para el chiste: "es un buen producto, pero no al nivel de calidad de un Golf" o "se mueve bien, pero no es tan divertido de usar como un Focus". Y esto no es una mera casualidad. Ambos han marcado el camino para el resto y las dos marcas se han encargado de hacer de ello un apostolado, pero en especial Volkswagen.


Ir a argumentar en contra del Golf ante un fanático del Grupo Volkswagen está al nivel de romperle el huevo frito con el pan. Y no es para menos. Estamos ante el producto que en 1974 tuvo la difícil tarea de tomar la posta del Beetle. Tuvo que cumplir con las inmensas expectativas que conllevaba el continuar la historia de éxitos del que hasta entonces era el vehículo más popular del mundo.

Por suerte para los intereses alemanes, esto se dio, aunque no a la escala del Escarabajo, simplemente por una cuestión de tiempo. No es lo mismo llevar 40 años en la tierra que 65, como el "Fusca". De todas formas, el Golf supo ganarse su lugar en las páginas de la historia de la marca, y es por ello que no en vano, se ganó el privilegio de ser el producto más querido por los fanáticos de la firma.


La séptima generación del Golf pisó terreno uruguayo a finales de 2014 con unos cuantos diplomas debajo del brazo: Auto del Año en: Australia (dos veces), Auto Importado del Año en Japón (2013-2014), Auto Mundial del Año 2013, Auto del Año para la revista norteamericana Motor Trend en 2015, Auto del Año Norteamericano 2015, en Estados Unidos, auto más seguro hasta el momento, probado por Latin NCAP, con cinco estrellas en protección de adultos y niños (ver nota), y mucho más importante, Auto del Año Regional 2014 para AutoblogUY. Perdón por el autobombo, pero tenía que hacerlo.

A su vez, no solo por la expectativa que se generó, sino también por haber conseguido (por su origen mexicano, exento de impuestos de importación) una de las relaciones precio/producto más convenientes y tentadoras del segmento C, las ventas en nuestro mercado acompañaron al Golf 7, y hoy está moviéndose con holgura en el podio de esta parte del mercado.


Todos sus rivales han tratado de imitarlo con más o menos discreción, y en 40 años, ninguno pudo arrimarse a sus talones. Es un referente de mercado. Punto. Y por otro lado, es un producto, que por más que muchos lo acusen de llevar como bandera un diseño conservador y continuista, igual traspasa las modas o el propio paso del tiempo, porque hay un público fiel que, como dice su publicidad "siempre vuelve al Golf".

Hay productos que buscan eso. Trascender y arraigarse en la mente de los consumidores por ciertos elementos que lo hacen ser un objeto de consumo perdurable. Mi colega español, Guillermo García Alfonsín, editor en jefe de Autoblog España, escribió hace un par de años un artículo brillante que expresa a la perfección esto que digo (ver nota). También lo explica desde el estilo el propio creador del primer Golf, Giorgetto Giugiaro (ver video). Para él, es "un diseño que funciona".


Y el Golf ha conseguido eso. Ser trascendente al paso del tiempo. Por eso, habiéndose tomado un sábatico de nuestro mercado de diez años, igual tuvo la espalda para retornar por la puerta grande y buscar quedarse con el liderazgo del segmento. Y por lo que parece, viene a quedarse con todo.

Por ese motivo tan ambicioso, porque hace varios meses que nos la están reclamando y porque nuestra ansiedad era incontenible, es que hicimos una prueba a la altura de las circunstancias. La próxima semana podrán ver la evaluación completa con más de 720 kilómetros recorridos con el nuevo Volkswagen Golf 7.

    Autoblog Uruguay - autoblog.com.uy . | Equipo | Versión para móviles | Escribinos | Volver arriba