Prueba: BYD New F3 GLi DCT (Parte 2)

miércoles, 11 de septiembre de 2013



La puesta a punto del chasis del New F3 prioriza el andar en ciudad.
Pasada la primera parte, conoceremos tras el salto el comportamiento dinámico, equipamiento, precios y conclusiones del test del BYD New F3 en su variante GLi con caja automática secuencial de doble embrague, denominada DCT. El video de la prueba, más el resto de la evaluación, tras el salto.

COMPORTAMIENTO DINÁMICO

En ciudad

El tránsito urbano es el lugar en donde el New F3 se siente más a gusto. Las suspensiones copian bien las irregularidades de la calle, transmitiendo un andar suave y confortable. La caja DCT funciona correctamente en este ámbito, pasando los cambios a bajo régimen, en el entorno de las 2.000 vueltas.

La mecánica se presenta silenciosa, y con una respuesta que disimula bien los números de potencia y torque, aunque como buen multiválvulas, la respuesta en baja es algo flaca, es decir, en el primer rango del tacómetro. Pero al trepar en vueltas, la respuesta se hace bastante más ágil. Acá es donde creo que la DCT hace su mejor trabajo, ya que un sedán de segmento C con algo más de 100 cv, y unos 1.585 kg de peso bruto deberían pronosticar un andar cansino.


La dirección es hidráulica y cuenta con una asistencia excesiva al punto de lo incomprensible. Además, no cuenta con dureza variable en función de la velocidad, por lo que es siempre igual de liviana. Para estacionar o hacer giros en "U" es muy cómoda, pero para circular no puedo decir lo mismo, ya que no se siente casi nada de lo que va pisando el tren delantero. Es uno de los puntos más flojos del auto.

En ruta

Al abandonar la ciudad, el New F3 se comporta bien, con una suspensión que si bien es blanda, no compromete el andar rutero. En las curvas se inclina solo lo necesario, y es un auto de reacciones predecibles a altas velocidades, con unos neumáticos de perfil 60 que no filtran ruidos al habitáculo, y un motor que solo se hace sentir cuando tiene que trabajar horas extra, por encima de las 5.000 vueltas.

Sin embargo, nuevamente es la sobre asistencia de la dirección la que ensombrece el panorama. A la hora de adelantar un camión o un ómnibus, el volante se torna bastante sensible a vientos laterales y hay que ir "timoneando", una sensación para nada agradable. Por suerte la carrocería o el esquema de suspensiones no sufren de lo mismo, teniendo un comportamiento correcto en lo rápido.


La caja también trabaja de maravillas en ruta, pudiendo viajar a 100 km/h por debajo de las 3.000 rpm, con el selector colocado en D6. Si uno quiere realizar un sobrepaso, al pisar el acelerador a fondo, la caja pasa al modo kick-down, rebajando una o incluso dos marchas, subiendo el régimen hasta unas elevadas 6.000 rpm, haciendo el cambio, y luego dando la seguridad para ejecutar la maniobra tranquilo.

Como decía más arriba, la puesta a punto del F3 está enfocada al uso urbano más que al rutero, con un chasis tirando a lo blando. El mismo se vale en el eje delantero con un esquema tipo McPherson, mientras que en el trasero lleva un eje fijo con resortes y barra de torsión. 

TRANSMISIÓN

Voy a reconocer que es uno de los principales leitmotiv de la prueba. Más allá de la novedad del auto, ya que es uno de los pocos automáticos del segmento C tradicional, pero además, es el primero de este origen en contar con una tecnología tan moderna como la de utilizar dos embragues para reducir el tiempo entre cambios. Los prejuicios están a la orden del día, pero debo reconocer que la DCT los calmó con suavidad de una masajista shiatsu. La primera doble embrague de origen chino es muy buena.

El funcionamiento es similar a una CVT por la linealidad que hay entre los cambios, realmente ni se siente. La cifra que declara fábrica de 0,2 segundos para pasar de un cambio al otro la creo. Cuenta con tres modos de utilización, D, S y M, que pasaré a explicar cómo se comportan.


El primero es el convencional "Drive", que hace los cambios a bajo régimen, 2.000 rpm y el que posiblemente la mayoría de los usuarios de este modelo frecuente más. Si se mueve el selector hacia la izquierda, pasará al modo "Sport", que estira los cambios hasta las 3.500 vueltas, y hace que el ruido del motor se cuele con más facilidad al habitáculo. En la ruta es el único momento en que la transmisión hace uso de la sexta marcha, con una relación larguísima, relajando bastante al 1.5.

Finalmente, desde el modo "S", moviendo el selector hacia arriba o abajo, se pasa al modo "Manual", que es meramente de nombre referencial, ya que la caja al llegar al máximo régimen de cada marcha, hace el cambio sola, es decir, no es 100% secuencial, impidiendo llevar hasta el corte cada cambio. Otro modo que dudo que esté entre los preferidos del usuario promedio del F3, ya que el modo "D" es más que correcto para las intenciones de este auto.

EQUIPAMIENTO

El New F3 DCT se ofrece únicamente en el nivel de equipamiento GLi, que cuenta de serie con: aire acondicionado, faros antiniebla delanteros, cuatro levantavidrios y espejos eléctricos, sistema de entrada y encendido sin llave keyless, radio AM/FM/Aux-In/USB, tapizados en eco-cuero, computadora de a bordo, tablero con iluminación LED, volante regulable en altura, y llantas de aluminio en medida 15 pulgadas sobre neumáticos 195/60 R15, entre otros ítems.


Por estos días se le sumará el New F3 GSi con caja manual de quinta, que agregará al equipo de la versión automática GLi: pantalla táctil con DVD, GPS y lector de tarjetas SD, cámara de marcha atrás, y techo solar eléctrico, a un precio de U$S 18.490.

La dotación es correcta, pero tiene algunas carencias si consideramos el precio y segmento al que pertenece, como ser un volante con doble regulación, ajuste en altura de la butaca del conductor, asiento trasero rebatible, comandos de audio al volante, o conectividad Bluetooth por citar los que más se extrañan.

SEGURIDAD

El F3 de segunda generación ofrece como equipamiento de seguridad para toda la gama doble airbag delantero, frenos ABS+EBD, anclajes ISOFIX para sillas infantiles, y cinco cinturones inerciales de tres puntas, es decir, una dotación más que correcta para un vehículo que está en el entorno de los 20 mil dólares. El único faltante es el apoyacabezas trasero central. Con eso cerraría un 10 perfecto.

En tanto que los frenos son de discos ventilados adelante y de discos sólidos atrás, algo poco común en un segmento en donde pululan los modelos con frenos de tambores atrás. El único problema que encontré es que el pedal tiene mucha sensibilidad y es bastante ancho, como en buen automático, pero en el uso diario me encontré pisándolo más sobre el borde derecho que al centro. Debo reconocer que me llevó un tiempo agarrarle la mano, bueno, el pie en realidad.


A la hora de una frenada de emergencia presentó un comportamiento correcto del conjunto. Los discos no se fatigaron tanto, aunque la cola tendió irse un poco de la trayectoria, ante detenciones reiteradas. Sin embargo, nada para alarmarse, en general para bastante derecho, y el ABS trabaja como debe ser.

PRECIO, GARANTÍA Y COMPETIDORES

El New F3 probado corresponde a la versión GLi, con un precio de U$S 20.490. Más arriba se encuentra el GSi, a U$S 18.490, aunque con caja manual y no con la automática secuencial DCT. Es extraño, ya que el modelo más básico lleva caja automática, mientras que el más completo una manual, yendo a contrapelo de lo normal, siendo que mucha gente considera a las transmisiones como esta DCT, algo reservado solo a las versiones tope de gama. La garantía, al igual que todos los BYD, es de 3 años o 100.000 km.

Rivales de esta versión GLi DCT hay solo dos por el momento. El primero es el MG350 1.5 VTi Comfort A/T a un precio bastante más elevado que el New F3, U$S 31.900. La garantía es la misma que la del modelo de BYD, es decir, 3 años o 100.000 km. El modelo de Morris Garages ofrece un diseño -en lo personal- algo más agradable que el BYD, pero en la transmisión queda bastante relegado, con apenas cuatro marchas y una caja automática con convertidor de par, es decir, la tradicional.


El otro competidor es el Volkswagen Bora 2.0 Trendline Tiptronic a U$S 28.990. Cuenta con una garantía menor al BYD, 2 años sin límite de kilometraje, y una concepción aún más antigua, siendo un producto nacido en 1999, con un restylings realizado en 2008. De todas formas, la transmisión es automática secuencial de seis relaciones, aunque no de doble embrague como el BYD.

Si miramos solo el precio, este New F3 le da batalla a modelos más chicos, como ser los tricuerpos del segmento B, a citar: Chevrolet Cobalt, Great Wall Voleex C30, Nissan Versa, Fiat Grand Siena, VW Gol Sedán o el dúo PSA Citroën C-Elysée/Peugeot 301, por citar algunos. Viéndolo desde este ángulo, la oferta de BYD suena mucho más racional solo por tener un mayor tamaño, pertenecer al segmento C, y contar con algunos extras de equipamiento frente a estos.

A favor
Habitabilidad
Transmisión
Confort en ciudad
Garantía
En contra

Dirección sobre asistida
Asiento trasero fijo
Posición de manejo
Video: BYD New F3 GLi DCT



FICHA TÉCNICA:

MOTORIZACIÓN
Cilindrada (cm3) 1.488
Número de cilindros: 4
Número de válvulas: 16
Relación de compresión: 10,6:1
Diámetro x carrera (mm): N/D
Inyección: electrónica con válvulas de apertura variable (VVL)
Potencia máxima (cv/rpm) 107/5.800
Torque máximo (Nm/rpm) 145/4.800
TRANSMISIÓN
Caja automática secuencial de seis relaciones y doble embrague (DCT)
DIRECCIÓN
De piñón y cremallera con asistencia hidráulica
FRENOS
Delanteros: De discos ventilados
Traseros: De discos sólidos
EJES - SUSPENSIÓN
Delantera: Tipo McPherson
Trasera: De eje fijo con resortes y barra de torsión
NEUMATICOS
Dimensiones: 195/60 R15
Rueda auxiliar: 195/60 R15
PRESTACIONES
Velocidad máxima (km/h) 170
Aceleración 0/100 km/h (s) 12
Consumo (l/100km) Urbano: 8,5 - Carretera: 5,3 - Mixto: 6,5
DIMENSIONES / PESO
Capacidad del baúl (l) 430
Peso en vacío (kg) 1.210
Peso en orden de marcha (kg) N/D
Largo total (mm) 4.568
Ancho total (mm) 1.716
Alto total (mm) 1.480
Distancia entre ejes (mm) 2.615
Capacidad del tanque de combustible (l) 50


EQUIPAMIENTO:

EXTERIOR
Llantas de aluminio de 15 pulgadas (no presentes en la unidad probada)
Logo trasero iluminado
Faros antiniebla delanteros
Faros traseros LED
SEGURIDAD
Airbags frontales
Anclajes para sillas infantiles ISOFIX
Apoyacabezas delanteros y traseros (4)
Cinturones de seguridad traseros de tres puntos (3)
Frenos ABS
Repartidor electrónico de frenado (EBD)
CONFORT
Aire acondicionado
Apertura interna de baúl y depósito de combustible
Cierre centralizado de puertas con mando a distancia
Computadora de a bordo
Dirección asistida
Espejos retrovisores externos regulables eléctricamente
Iluminación de tablero LED
Levantavidrios eléctricos delanteros delanteros y traseros
Parlantes (4)
Radio AM/FM/Aux-In/USB
Sistema de entrada y encendido sin llave keyless
Tapizados en eco-cuero
Volante regulable en altura

PRECIO Y GARANTÍA:

U$S 20.490. Garantía: 3 años o 100.000 km

COMERCIALIZA:

Sadar S.A. Paysandú 1083. Tel. 29020843. Web: www.byd.com.uy
Prueba: BYD New F3 GLi DCT (Parte 1)