Dupla híbrida: Mercedes-Benz presenta a los GLE 350 de 4MATIC y GLC 300 e 4MATIC

martes, 17 de septiembre de 2019



Mercedes-Benz presentó en el Salón de Frankfurt 2019 a los GLE 350 de 4MATIC y GLC 300 e 4MATIC.
Mercedes-Benz llevó como novedad para el Salón de Frankfurt 2019 a los GLE 350 de 4MATIC y GLC 300 e 4MATIC, las nuevas versiones híbridas enchufables de sus dos SUVs. El primero tiene un motor turbodiesel y otro eléctrico, mientras que el segundo usa uno naftero junto a un eléctrico.

El nuevo Mercedes-Benz GLE 350 de 4MATIC, gracias a una batería con una capacidad de 31,2 kWh, es capaz de recorrer más de 100 kilómetros (de acuerdo con cifras NEDC), con el estilo de conducción adecuado. Puede alcanzar una velocidad máxima de 160 km/h en modo eléctrico y cuenta con un eficiente motor diésel de cuatro cilindros de última generación. El GLC 300 e 4MATIC, por su parte, estrena a la tecnología híbrida enchufable de tercera generación de Mercedes-Benz.


El GLE 350 de 4MATIC en comparación con otros híbridos enchufables tiene un diseño especial de la parte trasera y un eje trasero modificado crean el espacio necesario para equipar una batería más grande. Estas modificaciones permiten que no haya un escalón en el piso del baúl, cuya capacidad, de hasta 1.915 litros, sigue siendo generosa. 

La proporción de conducción eléctrica no solo se ha mejorado con una mayor autonomía, sino también con una recarga rápida en ruta. Con este fin, el SUV dispone de una toma de carga combinada para corriente alterna (AC) y corriente continua (DC). Está localizada en la parte izquierda de la carrocería, de forma simétrica con la tapa del depósito de combustible, que se encuentra en la parte derecha del vehículo. En las estaciones de carga DC adecuadas, la batería puede ser cargada en aproximadamente 20 minutos (del 10 al 80 por ciento de carga ) o en aproximadamente 30 minutos (del 10 al 100 por ciento ).


Como el miembro más grande de la familia EQ Power, el GLE 350 de 4MATIC se beneficia de forma particular de esta tecnología de última generación. Esto incluye el alto potencial de recuperación de energía en las cuatro ruedas, con un par motor máximo de recuperación de 1.800 Nm. En este modo, la mayoría de situaciones de conducción pueden ser controladas simplemente con el pedal del acelerador.

En el nuevo GLC 300 e 4MATIC, los clientes solo tienen que aceptar restricciones menores en términos de capacidad de carga. Desde el principio, el GLC fue diseñado para ahorrar espacio en la integración de la batería, con un eje trasero más bajo y una carrocería diseñada para ello. El resultado es un baúl grande, cuya capacidad va de 395 a 1.445 litros, solo un poco por debajo de otros modelos de la gama GLC.

La potencia combinada es de 235 cv y 700 Nm de par motor, obtenidos de una mecánica principal de gasolina con 1.991 cc que genera 211 cv de potencia y 350 Nm de par motor, junto a un motor eléctrico de 90 kW (120 cv) y 440 Nm que en realidad es el mismo que el utilizado en el GLE 350 de, pero con una puesta a punto específica. La primera es la autonomía, con hasta 43 km (WLTP). Esto es debido a que si bien el consumo de energía es menor (16,5 kWh/100 km),