Mirando hacia adelante: BMW comienza a anticipar al nuevo Serie 1

jueves, 28 de marzo de 2019



La tercera generación del BMW Serie 1 está próxima a ser presentada, estrenando por primera vez tracción delantera.
Abandonando el esquema de motor longitudinal y tracción trasera, BMW está próxima a presentar a la tercera generación del Serie 1, su producto para el segmento C. Se lanzará en el Salón de Frankfurt 2019 en setiembre utilizando la plataforma modular UKL1 de tracción delantera o integral opcional.


Las unidades pre-serie de la tercera generación del BMW Serie 1 están en continuas pruebas de conducción en la zona de prueba en Miramas, al sur de Francia. Esto va precedido tras cinco intensos años desarrollando el cambio de la arquitectura del modelo a la tracción delantera.

El nuevo Serie 1 promete que ofrecerá un espacio mayor en el interior, una nueva tracción en las ruedas delanteras así como con el xDrive con tracción a las cuatro ruedas de forma opcional. BMW ha utilizado toda la experiencia que ha desarrollado estos años con la tracción delantera en el resto de modelos. Un elemento crucial es la tecnología ARB (Actuator Contiguous Wheel Slip Limitation) conocida ya en el i3s, el cual celebra ahora su debut en un vehículo de combustión. Este paso de tecnología de BMW i a BMW mejora la tracción decisivamente, mientras facilita a tener un control más sensible y rápido.


La tecnología ARB, que será de serie en el nuevo Serie 1, cuenta con un sistema de control de deslizamiento posicionado directamente en el motor en lugar de estar en el DSC (Dynamic Stability Control). Con una coordinación cercana con la función del DSC, la limitación a la hora de derrapar la rueda contigua reduce el subviraje de potencia que suelen experimentar en los vehículos de tracción delantera, pero sin intervención del control de estabilizador lateral. 

El sistema BMW Performance Control también viene de serie. Además, se ha mejorado la rigidez torsional de la carrocería mediante refuerzos como el refuerzo en forma de V en la parte trasera. En términos de mecánica, estrena un motor de 4 cilindros para el M135i xDrive, siendo el motor más potente de cuatro cilindros y 2 litros de BMW Group. La máxima potencia que saca este motor es de 306 cv.

Por último, el nuevo Serie 1 promete contar con más espacio en el interior. Gracias a la arquitectura de la tracción delantera con motores tranversales y un centro de gravedad más bajo, es notable que hay más espacio disponible que en su predecesor, especialmente en las plazas traseras. Por ejemplo, el espacio para las piernas en las plazas traseras ha aumentado en 33 milímetros y el espacio para la cabeza en la parte posterior ha ganado 19 milímetros. El acceso al compartimiento es ahora más fácil y el baúl ha crecido 20 litros hacia 380 litros.