Primera impresión: Chery Fulwin 1.5 16v Sedán

lunes, 14 de noviembre de 2011



El Fulwin es el modelo que ofrece Chery para el segmento B. Llega con motor 1.5 en carrocerías sedán y hatchback.
Chery presentó a comienzos de año al Fulwin, un modelo chico que llega en carrocerías hatchback y sedán para batallar en el segmento más peleado del mercado. Lo conocemos a continuación.

La historia de este modelo comenzó en el año 2008 en el Salón del automóvil de Beijing. El Fulwin es el sedán que reemplaza mundialmente al Cowin, (modelo "basado" en la primera generación del Seat Toledo) A diferencia de este, el Fulwin se fabrica en dos carrocerías, hatchback y sedán, siendo este último un tricuerpo, pero con apertura del baúl tipo liftback, es decir, con portón, algo que también sucedía en el primer Toledo y por ende en su réplica asiática.



El modelo que llega a nuestro país es fabricado en China, y se le conoce por Fulwin2 o Chery A13. Otro lugar donde es fabricado es en Ucrania, pero bajo la marca AvtoZAZ y la denominación ZAZ Forza.

El Fulwin llegó a Uruguay en abril con un sólo motor 1.5 16v de 107 cv, transmisión manual de cinco velocidades y dos carrocerías, hatchback (llegan las primeras unidades en diciembre) y sedán, siendo esta última la que pasamos a conocer a continuación.

Exterior

Por tamaño, el Fulwin se ubica dentro de los modelos del segmento B con baúl, y eso lo podemos deducir desde sus dimensiones. 4,269 m de largo, 1,686 m de ancho y 1,492 m metros de alto. La distancia entre ejes es ofrece 2,527 metros.


El diseño es original y moderno, sin copiarle a nadie, a diferencia de otros modelos chinos. En el frente encontramos faros alargados y una pequeña parrilla con el logo de Chery en el centro. En el paragolpes hay una genrosa entrada de aire y en las esquinas van los faros antiniebla. Lateralmente, las líneas recorren toda la carrocería, dándole algo de dinamismo al conjunto.

La parte trasera es, a mi gusto, la menos convincente. Los grandes grupos ópticos, un baúl alto y una luneta generosa no logran un resultado armónico en relación al resto del auto. Sin embargo, esto tiene una explicación práctica. El Fulwin sedán es en realidad un liftback, es decir, un sedán con portón trasero.


Las llantas son de aleación de 15 pulgadas y un diseño agradable. Van sobre neumáticos Giti Comfort 228 en medida 185/60 R15.

El diseño exterior no es tan atractivo, especialmente en la parte trasera, donde la versión hatchback del Fulwin, en mi opinión, está mejor lograda que el tricuerpo.


Interior
En el interior vemos plásticos rígidos de calidad y materiales sólo correctos. Hay algunos detalles de terminación como las salidas del aire acondicionado, que están realizadas en un matrerial algo endeble y algunos bordes mal terminados en los plásticos de los paneles de puerta.

La posición de manejo es correcta, con regulación en altura y longitudinal de la butaca del conductor, y con regulación sólo en altura de la columna de dirección. Los tapizados son rústicos y de calidad aceptable, en tanto que su diseño es agradable y sobrio. El volante es plástico, grande, tiene un grip muy fino y uno de los dos airbags en el centro.


El instrumental completo con cuatro elementos analógicos, velocímetro, tacómetro y los medidores de combustible, y temperatura de agua del motor. El problema es que los cuadrantes son pequeños y su lectura es algo complicada. En el medio de estos elementos está el odómetro total/parcial. Carece de computadora de abordo.

En el panel de puerta del conductor están los comandos de los levantavidrios eléctricos para todas las puertas, el bloqueo de puertas y el de los espejos eléctricos.

En la consola central encontramos el equipo de audio de doble altura, lector de CD y Mp3, además de una entrada mini-USB, y una calidad de sonido aceptable, pero sin mandos al volante. Por debajo están los mandos de climatización y la apertura interna del baúl. En la base de la consola hay una toma de 12 volts, y dos posa latas.


Las plazas traseras son algo justas para adultos. Si atrás viajan niños o personas de menos de un metro ochenta, no habrá problemas. Los más grandes irán justos en altura, pero con espacio necesario a lo largo como para que las piernas de los que viajen atrás, no molesten a los que van adelante.

Un quinto adulto ya viajará algo más apretado gracias al espacio disponible a lo ancho y alto es aún más escaso que en las otras dos plazas traseras. El cinturón central es de tipo abdominal, y apoyacabezas son tan sólo dos. El baúl ofrece una capacidad de 370 litros, que si bien no es el más amplio del segmento, tiene una boca de carga muy generosa, producto de su carrocería tipo liftback.


En contra del Fulwin, hay que decir que el asiento trasero es enterizo, no permitiendo modular entre capacidad de carga y pasajeros. El auxilio, es del mismo tamaño que las cuatro titulares. La terminación del baúl no es muy convincente, con una alfombra de una calidad mejorable y una bandeja trasera algo endeble con mucho filo en los bordes.

Mecánica

Motor

El responsable de mover los 1.275 kg en vacío del Fulwin, es un motor de origen ACTECO, desarrollado con la empresa austríaca de motores AVL. Tiene 1.497 cc, cuatro cilindros en línea, doble árbol de levas a la cabeza y 16 válvulas. La potencia es de 107 cv a 6.000 rpm, y su torque se sitúa en 140 Nm a 3.000 vueltas. La relación peso/potencia está en el orden de los 11.9 kg/cv.


En materia de prestaciones, la marca declara una velocidad final de 160 km/h. El consumo urbano es de 9,7 l/100 km, el extraurbano 5,8 l/100 km y el combinado 7,2 litros cada 100 km. El depósito de combustible tiene una capacidad de 50 litros.

Frenos y suspensiones

Los frenos son de discos ventilados en el eje delantero y de tambor en el trasero, con sistema ABS, más repartidor electrónico de frenada EBD.

El tren delantero adopta un esquema de suspensiones de tipo McPherson independiente con barra estabilizadora, mientras que en el trasero encontramos un esquema de tipo McPherson con eje rígido.


Precio y equipamiento

El Fulwin está disponible en dos versiones, esta con carrocería sedán a un precio de U$S 16.900 y la hatchback cinco puertas, cuyas primeras unidadees llegarán en diciembre, se ofrece a un precio de U$S 16.490.

Ambas carrocerías ofrecen: airbag conductor y pasajero, aire acondicionado, apoyacabezas traseros (2), asiento del conductor regulable en altura, asiento trasero rebatible, espejos eléctricos, apertura interna de baúl/depósito de combustible, volante regulable en altura, cierre central de puertas con apertura a distancia, dirección asistida, faros antiniebla delanteros, levanta vidrios delanteros y traseros, llantas de aleación de 15’’y radio CD/Mp3/USB con seis parlantes.

La garantía para el Chery Fulwin es de 2 años o 50.000 kilómetros.



Seguridad

El Fulwin incorpora doble airbag de serie, cuatro cinturones inerciales de tres puntas, uno abdominal y cuatro apoyacabezas. Si lo paramos frente a sus rivales de segmento, cumple con la norma general. De todas formas, en nuestro mercado, algunos elementos como el tercer apoyacabezas o los anclajes ISOFIX se ofrecen en modelos de segmentos inferiores. El Fulwin recibió cuatro estrellas en los test de impacto realizados por la C-NCAP.

Competidores
  • BYD F3 GLX-i 1.6 16v – U$S 21.730
  • Chevrolet Aveo LT 1.6 16v – U$S 21.590
  • FAW Vita Sedán 1.5 – U$S 17.890
  • Fiat Siena 1.4 Attractive – U$S 22.990
  • Ford Fiesta Sedán Trend 1.6 – U$S 21.990
  • Geely MK 1.5 GL – U$S 20.690
  • Great Wall Voleex C30 Luxury 1.5 VVT – U$S 20.450
  • JAC A138 1.3 16v Luxury – U$S 16.990
  • Kia Rio 1.4 Sedán – U$S 17.300
  • Lifan 620 1.6 Talent – U$S 18.990
  • Peugeot 207 Compact Sedán One Line 1.4 – U$S 20.690
  • Renault Symbol Privilège 1.6 16v – U$S 22.990
  • Volkswagen Gol Sedán 1.6 Comfortline – U$S 21.890
Comercializa
Agradecimiento: Autoventas

Galería: Primera Impresión: Chery Fulwin 1.5 16v Sedán

Autoblog Uruguay - autoblog.com.uy. | Equipo | Versión para móviles | Escribinos | Volver arriba