Probamos al Citroën C4 Lounge: un francés criollo

lunes, 22 de junio de 2015



Estuvimos probando al Citroën C4 Lounge en su variante Tendance con el motor 2.0 de 143 cv de potencia.
La próxima prueba de Autoblog estará dedicada al Citroën C4 Lounge. Esta variante sedán del C4 de segunda generación busca seguir la receta de su predecesor, pero ahora con más equipamientos y un diseño más atractivo. Una combinación franco-criolla que busca conquistar nuevamente.

Según la Real Academia Española el término "criollo" se aplica al "hijo y, en general, de un descendiente de padres europeos". así como también es un adjetivo para aquellas personas nacidas en un país hispanoamericano.

Si bien en Autoblog no hablamos sobre geografía o demografía, sí lo hacemos de autos. Y "autos criollos" hay unos cuantos. Es más, básicamente toda la industria automotriz regional se sostiene en ligeras adaptaciones locales de productos comercializados en gran medida, en el viejo continente.


En el caso específico de una marca como Citroën, de origen francés, es imposible no trazar esa conexión entre las culturas europeas y criollas. Sus modelos producidos en la región son versiones adaptadas de los originales, nacidos en el país del pan crocante, los buenos vinos, y los perfumes refinados.

Históricamente, productos como los ZX, AX, Xsara, C3, o más recientemente, C4, han salido de las plantas de Argentina (El Palomar) o Brasil (Porto Real), así como también de la coyunturalmente polémica planta ex-Sevel de Camino Carrasco en nuestro país.


Sin embargo, hay un par de productos que se alejan un poco de esa lógica, ya que no se comercializan (o comercializaron) en el mercado europeo. Se trata de las versiones tricuerpo del Citroën C4. La primera, conocida en China como C-Triomphe, llegó a mediados de 2008 a la región como C4 Sedán. 

Y no, su desarrollo no era francés, era asiático, ya que en ese mercado la alta demanda de tricuerpos llevó a PSA a desarrollar este modelo y a su hermano de Peugeot, el 408. Es cierto, ambas creaciones tuvieron el visto bueno de Francia, pero no estaban destinados a venderse más allá del Oeste de Rusia.


Años más tarde apareció la segunda generación del C4, que pudimos probar hace unos tres años atrás (ver prueba). Este producto llegó importado desde Francia aunque sin un nivel de ventas parecido al primer C4 que había llegado allá por 2005.

No fue hasta mediados de 2013 que pudimos conocer al reemplazante del C4 Sedán. Al igual que el C-Triomphe, los orígenes de esta segunda generación se remontan al Este del mundo, ya que para los mercados de China y Rusia se lanzó el C4 L (ver nota). Compartía la plataforma del anterior producto, pero con una distancia entre ejes extendida. De ahí la "L" de "largo" en el nombre.


De todas formas, en el Mercosur tuvimos que esperar un poco más para ver al sustituto del C4 Sedán. Durante un tiempo se lo conoció bajo el código interno "proyecto B73", aunque todos sabíamos de antemano que se trataría de ese C4 L para los mercados chino y ruso.

Finalmente, la presentación oficial para nuestra región se dio en el último Salón del Automóvil de Buenos Aires, realizado en el 2013 (ver nota). Para el Mercosur no cargaba con ese segundo nombre que denotaba su naturaleza tricuerpo o sus centímetros extra de batalla, sino que buscaba apelar a sus raíces más galas: ahora se denominaba C4 Lounge. 


A Uruguay arribó recién hace menos de un mes (ver lanzamiento), con una demora importante si tomamos en cuenta que pasaron dos años desde el lanzamiento en la región. Ya con el auto en suelo nacional, la oferta se articula en tres versiones Tendance 2.0 manual, Tendance 1.6 THP automático, y Exclusive Pack Select 1.6 THP automático, con precios que van entre los 30.900 y 39.900 dólares.

Para conocer un poco más de este sedán franco-criollo, nos subimos durante cuatro días y más de 350 kilómetros a un C4 Lounge Tendance 2.0 manual y la prueba completa podrán leerla dentro de unos días más.

Autoblog Uruguay - autoblog.com.uy . | Equipo | Versión para móviles | Escribinos | Volver arriba