Salón de Shanghái 2019: BYD ya no vende más autos a combustión en China

lunes, 22 de abril de 2019



El famoso BYD F0 tiene una nueva vida en China como e1, un citycar completamente eléctrico.
BYD Auto llevó a Shanghái dos novedades de producto como son los e2 y Song Pro DM. Pero para el mercado uruguayo, las novedades más importantes vienen de la mano de los S1 y F0, que en China pasaron a ser vehículos 100% eléctricos bajo las denominaciones S2 y e1. ¿Llegarán a Uruguay?

Desde Shanghái, China (*) - Más allá de los e2, Song DM Pro y del llamativo concepto de diseño E-SEED GT, BYD sorprende por tener una gama en China muy diferente a la que tenemos en Uruguay. En especial, si consideramos que la marca dejó de vender en este mercado a sus productos con mecánicas a combustión. Hoy todos los BYD vendidos aquí son o híbridos enchufables o vehículos completamente eléctricos. Todos.


Comenzando con el ya famoso F0 que ya fue discontinuado en Uruguay hace algunos meses atrás, pero que en China tiene una "segunda vida" como e1, es decir, la electrificación completa del modelo, que además recibió una nueva actualización a nivel estético. Utiliza un motor eléctrico capaz de producir una potencia de 95 cv (70 Kw) o 160 cv (120 Kw) un par máximo de 110 Nm que le permite una autonomía teórica de 360 kilómetros con una carga. La aceleración de 0 a 50 km/h es de 5,9 segundos y la recarga con un cargador rápido permite completar el 80% de la batería en apenas 30 minutos.

El otro que también se vende solo como eléctrico en China, es el S1, ahora llamado S2, que además también recibió una nueva actualización a nivel estético. Utiliza un motor eléctrico capaz de producir una potencia de 60 cv (70 Kw) y un par máximo de 180 Nm o 280 Nm, en la versión más potente, que le permite una autonomía teórica de 410 kilómetros con una carga en el de 60 cv y 535 km en el de 160 cv. La aceleración de 0 a 50 km/h es de 5,8 para la versión menos potente y 3,9 segundos en la más potente. La recarga con un cargador rápido permite completar el 80% de la batería en apenas 30 minutos en ambos casos.


Luego hay otros dos modelos que también tienen su correspondiente en el mercado uruguayo, pero que en China se renovaron tanto, que cuesta creerlo. Se trata de los Qin Pro DM y Tang, siendo este último el correspondiente electrificado del antiguo BYD S6. En el caso del Qin, ahora va por la tercera generación, y cuenta una mecánica híbrida enchufable, que combinando al motor eléctrico con el de combustión (un 1.5 turbo de 150 cv), genera 305 cv de potencia y 495 Nm de par máximo. Lo más llamativo no es eso, sino, que incorpora una pantalla táctil de 10,1 pulgadas que permite girarse a modo apaisado o tipo iPad. Y sí, los e1 y S2, también la tienen.

Por último, los Tang, utilizan la misma configuración del Qin Pro, dado que comparten la nueva plataforma modular de tercera generación que BYD está utilizando en todos los productos que irá lanzando en los próximos productos. Pero a diferencia de aquel, el Tang se comercializa tanto como un PHEV como un EV puro. En el caso del primero, lleva un motor 2.0 turbo de 190 cv de potencia que junto a otro eléctrico produce (atentos) 577 cv de potencia y 950 Nm de par máximo. FYI, hasta frenos de disco Brembo, utiliza. El Tang EV, en tanto, tiene 600 km de autonomía con una sola carga y un motor capaz de producir 482 cv de potencia y 660 Nm de torque.

La pregunta del millón es, ¿algo de todo esto llegará a Uruguay? Los que tienen más chance son los e1 y S2, dado que el importador local, Sadar, está trabajando en la incorporación de estos modelos sobre finales de este año o comienzos del que viene. Sin embargo, en el caso de los Qin Pro DM y la gama Tang, ya es más complicado, dado que son vehículos con un costo bastante elevado.














(*) Viaje por invitación de Chery Uruguay y BYD Uruguay